Los altavoces de tu próximo coche serán invisibles

Los altavoces de tu próximo coche serán invisibles

Continental patenta una ingeniosa tecnología que integra los altavoces en los lugares más insospechados del coche

El altavoz es un elemento en extinción de nuestros coches. Mientras que muchos instalan en sus vehículos unos altavoces de tamaños imposibles, con formas y colores extravagantes para potenciar el sonido, la tecnología dicta el camino, y este apunta a que el altavoz es un elemento de los vehículos con claros signos de extinción en el medio plazo. Y todo porque en el futuro, serán componentes habituales del interior de los vehículos los que hagan las veces de altavoces, una tecnología que ahora cuenta con un nuevo aliado, la empresa Continental, que ha presentado su propio sistema para aprovechar los componentes del interior del coche para convertirlos a altavoces.

Nueva tecnología para aprovechar componentes del coche como altavoces

La idea de esta patente de Continental es la de que cualquier componente interior del coche puede convertirse en un altavoz, y que estos no serán necesarios para obtener los mismos o mejores resultados. Para ello, el elemento esencial de los altavoces, como es la bobina, se integrará en distintas zonas del interior de los vehículos. Como en el interior de una puerta, como hasta ahora, con la salvedad de que no habrá un altavoz como tal, sino que el sonido se desprenderá de la propia puerta. Lo mismo podrá ocurrir con otros elementos del interior del coche que podrán convertirse en estos altavoces.

Y esto es sólo el principio de lo que esta tecnología puede ofrecer en nuestros vehículos, ya que empresas como Redux, ahora propiedad de Google, están desarrollando sistemas de sonido que pueden convertir pantallas de en altavoces. De esta forma no sólo la pantalla de nuestro móvil podría convertirse en un altavoz, sino todas las que existen en el interior de nuestro vehículo. De esta forma el altavoz como tal desaparecería y daría paso a una tecnología que dejaría más espacio disponible en el interior del coche para usarlo en otras cosas.

De hecho ya existe un coche, como el Toyota FJ Cruiser, que convierte su techo panorámico en un auténtico subwoffer, lo que elimina la necesidad de tener uno de estos aparatos en el coche. Y consigue que la vibración emane directamente del cristal de este techo móvil. Sin duda varios proyectos que nos recuerdan que todo es pasajero, y que incluso los altavoces que conocemos ahora y que tenemos a pares en nuestros coches, están llamados a mejor vida. La nueva tendencia es integrar los altavoces en cualquier ornamento interior del coche.

Normas