Prototipo del iPhone 8

Un vídeo muestra el prototipo de un iPhone 8 con cámara dual vertical

Recupera materiales como el cristal y el marco de metal

De lo que nos queda de 2017, no cabe duda de que el iPhone 8 va a ser el teléfono más esperado, con permiso del Samsung Galaxy Note 8 que podría llegar también durante este próximo verano. Y a diferencia de lo que conocíamos a estas alturas el año pasado, parece que las filtraciones alrededor del nuevo móvil de Apple no se ponen de acuerdo. Hemos visto ya muchos prototipos y planos del teléfono con distintos diseños externos, aunque hay una variante que se está imponiendo con fuerza. Esta es la que cuenta con una cámara dual de disposición vertical. Una como la que hemos visto hoy en un vídeo que muestra el prototipo del iPhone 8 con estas características.

Con cámara dual vertical y sin botón Home

Sin duda son los dos aspectos más destacados de este prototipo que hemos visto en el vídeo que ha publicado uno de los insiders de la industria más reputados, como es @nleaks. Gracias a este vídeo podemos ver a un iPhone 8 con un diseño limpio, en color negro, y donde el cristal vuelve a tomar el protagonismo de generaciones pasadas, en el que es precisamente uno de los rumores más recurrentes sobre el aspecto del nuevo terminal.

Más allá de los materiales con los que estaría acabado este iPhone 8, llaman la atención dos aspectos. Por un lado la cámara de fotos dual vertical, y no porque sea dual, algo que ya hemos visto en el iPhone 7 Plus, sino porque esta tiene una disposición vertical. Dándole un aspecto muy distinto al nuevo iPhone, aunque de cuestionable gusto estético, porque no nos termina de encajar esta disposición de la cámara, y más cuando sobresale del cuerpo del propio teléfono.

El otro aspecto que protagoniza el diseño del iPhone 8 es la eliminación del botón Home, que como se puede ver en el vídeo brilla precisamente por su ausencia. Al igual que en el Samsung Galaxy S8, parece que el iPhone 8 contaría con un escáner de iris o de reconocimiento facial para suplir la falta del lector de huellas en el botón Home, que en el mejor de los casos estaría integrado en pantalla en un área de acción en la parte inferior de esta.

Todo, como en el caso del Samsung Galaxy S8, para ofrecer una pantalla de 5,8 pulgadas en el tamaño que normalmente ocupa un teléfono con pantalla de 5,15 pulgadas. Una vez más hay que tomar con la cautela necesaria este tipo de filtraciones, que aunque podrían estar en lo cierto, es verdad que aún distan mucho tan siquiera de la presentación oficial del nuevo terminal de los de Cupertino.

Normas