La red social está probando un nuevo sistema
Twitter detectará y limitará automáticamente el "ciberbullying"

Twitter detectará y limitará automáticamente el "ciberbullying"

Las redes sociales y el mundo de Internet está llegando a la madurez y se nota. Cada vez son más conscientes las empresas tras las redes sociales que en el anónimato de Internet no pueden ser el vehículo de agresiones, abusos y acosos de unas personas a otras.

Hace tiempo, Twitter ya puso en marcha diferentes mecanismos para que la gente que se sentía acosada o víctima de mensajes vejatorios o insultantes pudiera denunciarlo y con ello, hasta se podía incluso echar de la red social al tipo en cuestión que les estaba molestando. Sin embargo, tan pronto se cierra una cuenta se puede abrir otra y así entrar en un círculo de acoso y cierre de cuentas infinito.

Parece que con esta idea en mente, en Twitter quieren adelantarse a los "trolls" que hacen de la posibilidad de esconderse tras una pantalla, un avatar y un nick, el arma para atacar a los demás en un acto cobarde donde los haya. Es por ello que en el cuartel general de la compañía ya se está probando una nueva herramienta automática que será capaz de identificar aquellos tweets que puedan ser abusivos o utilizados como arma de ciberbullying. Este sistema será capaz no solo de identificarlos basándose en una serie de criterios como la edad de la cuenta - hablamos del tiempo que esta lleva abierta - y si es una conducta repetida del pasado e identificada como abusiva por los moderadores.

Ahora bien, esta herramienta no eliminará los post, sino que los hará invisibles para la persona a la que se dirigen. Por otra parte, Twitter afirma que no se identificarán como abusivos los que, simplemente, sean controvertidos o impopulares, lo que debe ser un gran alivio para la cantidad de cuentas "fake", muchas de ellas en tono humorístico, que le dan cierto color a la web.

Además, comentan desde Twitter que se han dado más herramientas a los moderadores para bloquear durante más tiempo las cuentas que consideren que tienen un comportamiento inapropiado para el que, además, han hecho más estrictas sus normas de comportamiento, prohibiendo aquellas que directa y específicamente sean amenazas violentas contra otros o promocionen estas conductas.

Es, por tanto, una buena noticia que desde quien tiene ahora el control de la conversación en Internet se abogue porque esta sea eso, conversación, y no el patio de recreo donde algunos abusones quieren estropear el ambiente de un ciberespacio creado para compartir y no para dividir.

Normas