Es una de las funciones más útiles para realizar en un smartphone con este sistema operativo
¿Es legal y seguro hacer el rooteo a un smartphone Android?

¿Es legal y seguro hacer el rooteo a un smartphone Android?

En algunas ocasiones hemos hablado de ser root en un dispositivo con sistema operativo Android. Tal vez se trate de una palabra un tanto extraña para la mayoría, incluso desconocida. ¿Qué es el root? Básicamente, equivale a ser el administrador del sistema, es decir, a obtener los máximos privilegios con los que goza el dispositivo, lo que permite modificar todo tipo de funciones y características, cambiar la frecuencia del microprocesador para que sea más veloz o más lento, utilizar aplicaciones que no funcionan en un dispositivo “normal”… En definitiva, existen cientos de razones por las que un usuario quiere ser root, pero también habéis podido oír que realizar el proceso puede ser peligroso para el terminal e incluso, ilegal.

¿Cuán cierta es esta afirmación? Con respecto a la legalidad, existen varias sentencias judiciales en Estados Unidos en las que finalmente se ha dado la razón al usuario, que ha podido rootear su Android sin problemas. No obstante, últimamente hemos visto como este país y otros tantos otros han intentado prohibir el rooteo haciéndolo ilegal. ¿Qué ocurre en España? Si echamos un vistazo a la legislación vigente, la modificación de un dispositivo es delito en el caso de que se lleva a cabo con ánimo de lucro o que se utilice para ejecutar aplicaciones de pago de forma gratuita (o juegos si hablamos de consolas) –las llamadas apps pirateadas-. Lo más normal es que el rooteo de un terminal no signifique que el usuario quiere descargar aplicaciones gratis, ya que abre un abanico de posibilidades mucho más grande y además existen formas de conseguir el mismo éxito sin necesidad de ser superusuario.

Por tanto y aunque en ocasiones se defienda lo contrario, el rooteo de un terminal con buenas intenciones no debe ser ilegal, por lo que podemos realizarlo sin problemas. Ahora bien, existen compañías que niegan la garantía a los usuarios de sus dispositivos sin han sido rooteados gracias a sistemas como Knox, de Samsung. Asimismo, casi todo dependerá de cómo se comporte el fabricante con sus seguidores –o de la operadora-. Además, en muchas ocasiones rootear el terminal provoca que no se vuelvan a recibir actualizaciones automáticas ya que éste puede detectar que ha sido modificado.

Con respecto a la seguridad de realizar root a un Android, lo cierto es que existen riesgos si el proceso se realiza de forma incorrecta, lo que provoca el brickeo del dispositivo, dejándolo inservible. No obstante, los métodos actuales normalmente están bien estudiados y visitando distintos foros podemos encontrar todo tipo de pasos para asegurar que el teléfono seguirá funcionando correctamente. Además, ya existen programas que evitan que el usuario tenga que hacer algo “dentro” del smartphone, sino tan solo conectarlo al ordenador y pulsar un botón.

Normas