Cuentas públicas

La Seguridad Social ingresará este año 3.000 millones más de lo previsto

El proceso de regularización extraordinaria de inmigrantes permitirá que este año la Seguridad Social ingrese 3.000 millones de euros más de lo previsto en los Presupuestos Generales del Estado de 2005.

El anuncio lo efectuó ayer el ministro de Trabajo, Jesús Caldera, en la V Conferencia Iberoamericana de ministros y responsables de Seguridad Social, inaugurada ayer en Segovia.

Las estimaciones oficiales incluidas en las cuentas públicas, partían de un superávit de la Seguridad Social del 0,7% del PIB. De confirmarse estos ingresos extraordinarios, el excedente de cotizaciones podría situarse en torno a un punto de PIB a final de año, similar al cosechado en ejercicios anteriores.

El impulso a las cuentas de la Seguridad Social se extenderá también a 2006, según Caldera. 'Esperamos que el próximo año, debido al proceso de legalización de inmigrantes, haya al menos otros 2.000 millones de ingresos adicionales', comentó el ministro.

De hecho, las cotizaciones están aumentando al mayor ritmo desde 1999 por la inmigración. El número de cotizantes totales se encuentra próximo a los 18 millones. Uno de cada dos nuevos cotizantes en el último año es extranjero, con lo que suman ya un total de 1,6 millones de trabajadores, un 54% más que hace un año.

La buena situación de la Seguridad Social no impide que el Gobierno reconozca su necesaria reforma si no se quiere que en 15 años, este superávit se torne en déficit creciente debido al vertiginoso envejecimiento de la población, que eleva en demasía los gastos sanitarios.

Convenio multilateral

En el acto de ayer, Caldera animó a sus colegas a iniciar los trabajos para la elaboración de un convenio multilateral iberoamericano de Seguridad Social. En este momento, España ya tiene convenios bilaterales con diez países. Al amparo de ellos, el Instituto Nacional de la Seguridad Social tiene registrados a medio millón de afiliados y reconocidas 16.300 pensiones.

El ministro instó también a mejorar los niveles de cobertura pero, al mismo tiempo, a fijar las condiciones que garanticen la sostenibilidad económico-financiera de los sistemas nacionales para no acabar en la bancarrota.

Plan de inclusión social : 21.000 millones en dos años

El Gobierno aprobó ayer el Nacional de Acción para la Inclusión Social (2005-2006). Dotado con 21.253 millones para dos años, supone un incremento del 8,6% con respecto al anterior, suscrito en el 2004. En él se incluyen todas las acciones para garantizar el bienestar social de los más desprotegidos. Con cargo a él se financiarán actuaciones como el incremento de las pensiones más bajas, la sociedad pública para el fomento del alquiler, el aumento del salario mínimo interprofesional, y las ayudas a la integración de inmigrantes.