Rusia

El Gobierno ruso amaga con quitarle las licencias a Yukos

El nerviosismo de los inversores tras las declaraciones del ministro, Vitali Artiujov, pasó factura a Yukos en el mercado RTS, donde perdió un 5,18%. Ningún portavoz de la compañía rusa estaba disponible para comentar la advertencia del Kremlin, aunque diversas fuentes consideraron que la amenaza sería difícilmente sostenible desde un punto de vista jurídico, tal y como reconoció el propio Putin.

Artiujov declaró que el 'incumplimiento de los términos de las licencias es prácticamente inevitable en las actuales circunstancias, lo que llevaría a la revocación inmediata'. El ministro hacía referencia al hecho de que una empresa con el 44% de las acciones bloqueadas 'no puede ser socio del Estado'.

Horas después Putin dio marcha atrás y declaró desde Roma, donde se encuentra de viaje oficial, que 'las consecuencias económicas serían negativas y no tendrían fundamento legal', informa AFP.

Los expertos coinciden en que la revocación sería complicada. Lev Snykov, analista de Nikoil Financial en Moscú, afirma que los contratos 'están continuamente en proceso de negociación' y que 'contemplan cláusulas económicas concretas', por lo que sería difícil una anulación sin tener en cuenta esos términos. Esta opinión la comparte Leonid Mirzoyan, de Deutsche Bank, quien considera que la firma debe cumplir las condiciones.

No fue la única noticia que afectó a Yukos. Moody's puso en revisión negativa la calificación de la petrolera, lo que anticipa una posible rebaja. La agencia considera que el arresto de Jodorkovsky y el bloqueo del 44% de las acciones suponen hechos 'sin precedentes' de consecuencias 'impredecibles'.

Por contra, Yury Ostrowsky, gestor de Pictet Funds Eastern Europe, defiende la actuación y la considera un 'proceso normalizador' en Rusia.

Kukes rechaza la fusión con una empresa de Estados Unidos

Simon Kukes, nuevo presidente de Yukos tras la dimisión de Jodorkovsky, declaró en un diario alemán que no está a favor de una fusión con una empresa estadounidense, ya que 'no necesita importar' ni un equipo gestor ni recursos. 'Tal vez sólo necesitamos tecnología'. Por su parte, ExxonMobil, una de las petroleras que negoció un acercamiento a Yukos, reiteró que Rusia sigue siendo un objetivo de inversión 'a largo plazo' a pesar de la crisis tras la intervención de la compañía rusa. 'Estaremos allí', dijo el presidente.

Dudas sobre la base legal del bloqueo de las acciones

Putin defendió ayer el bloqueo del 44% de las acciones de Yukos tras el arresto de Jodorkovsky 'para preservar el interés del Estado'. Argumentó que tiene 'base legal', aunque reconoció que algunos especialistas tienen 'dudas'. Leonid Mirzoyan, analista de Deutsche Bank cuestiona que la congelación de la participación 'signifique protección' y no cree que se pueda demostrar 'una relación directa entre los cargos que se imputan a Jodorkovsky y los propietarios de ese 44%' que no sólo pertenece al empresario.