Textil

Tempe, el zapatero de Inditex, ganó 62 millones y vendió un 29% menos

Su facturación bajó de los 1.000 millones por primera vez desde 2014

Tempe, el zapatero de Inditex, ganó 62 millones y vendió un 29% menos

Tempe, la compañía ilicitana que diseña, distribuye y comercializa el calzado de todas las marcas de Inditex, y de la que el gigante textil posee el 50% del capital, sufrió los efectos de la pandemia, como no puede ser de otra manera, y cerró el ejercicio 2020 con un beneficio de 62 millones, un 38,6% respecto al registrado en el año anterior, según consta en las cuentas consolidadas de Inditex depositadas en la CNMV.

Una caída provocada por el retroceso en la facturación. Esta retrocedió un 28,7% hasta los 997 millones, después de que en 2019 batiese su propio récord de facturación llegando hasta los 1.400 millones. Tempe no bajaba de los 1.000 millones de ingresos desde 2014.

El margen bruto fue de 257 millones, que medido sobre las ventas se traduce en un 25,7%, por el 24,8% del anterior. Es decir, pese a la caída del negocio, la rentabilidad de los productos vendidos no solo no se vio mermada sino que mejoró. El resultado de explotación o ebit fue de 71 millones, casi un 43% inferior.

La reducción del beneficio neto también implicó una drástica caída del dividendo entregado Inditex. Este fue de 12 millones, algo más del 19% del resultado de la compañía. En 2019 el gigante textil recibió 60 millones, el 59% del beneficio que tuvo ese año.

El otro 50% del capital de Tempe está en manos del empresario Vicente García Torres. La compañía tiene su domicilio social dentro de la sede central de Inditex en Arteixo (A Coruña), aunque sus oficinas centrales están situadas en Elche (Alicante).

Normas
Entra en El País para participar