Telegram y los mensajes borrados que no borra.
Telegram y los mensajes borrados que no borra.

Actualiza la ‘app’ de escritorio de Telegram: no borra los mensajes de chats secretos

Se trata de un bug que acaba de ser corregido.

Aunque en los teléfonos móviles tenemos más costumbre de ir actualizando las apps a medida que se publican nuevos updates, en los clientes de escritorio nos olvidamos más fácilmente de hacerlo y muchas veces dejamos pasar durante meses versiones que tapan importantes agujeros de seguridad. Como es el caso que nos ocupa de Telegram.

Como sabéis, la app de mensajería que está creciendo a toda velocidad en las últimas semanas, tiene una función de chats secretos que borran los mensajes una vez transcurrido un determinado espacio de tiempo. El problema ha llegado cuando un investigador de seguridad comprobó cómo el cliente de escritorio para Mac mantenían almacenado en el disco duro del ordenador todo ese contenido una vez que ya había desaparecido del chat.

Borrados del chat, pero no del ordenador

Este problema no solo afectaba a los archivos adjuntos de los mensajes de los chats secretos (fotos, vídeos, GIFs, etc.), sino también a los propios textos que escribimos. Los primeros aparecen completamente accesibles a través del Terminal de la máquina y los segundos, guardados dentro de archivos en un formato de texto plano, sin encriptar ni nada, por lo que estaban a la vista de cualquiera que pasara por allí.

Telegram fue advertida de este fallo el pasado mes de diciembre y el resultado ha sido la publicación de una nueva versión que ya tenéis disponible para descargar desde la página oficial, que cierra de manera completa cualquier puerta a que alguien acceda a nuestro ordenador y cotillee todos esos mensajes borrados. Eso sí, Una de las condiciones obligatorias para que se produjera este error tenía que ver con que tanto el emisor como el receptor utilizaran el mismo cliente sobre Mac.

Otro de los problemas encontrados por el investigador es que la clave de desbloqueo de Telegram se almacenaba en el disco duro en texto sin formato, de tal forma que cualquier persona interesada en saber lo que escribimos podría acceder a ella desde el disco duro, encontrarla y meterse en la aplicación para obtener el control total sobre nuestros grupos y chats. Como ya ha ocurrido en otras ocasiones, el aumento de usuarios en las últimas semanas está llevando a que Telegram sea más popular por lo que salen a la luz nuevas fallas que preocupan cada día a más personas. Esta era una de las más críticas aunque, como os hemos dicho, ya tenéis un parche que lo soluciona listo para bajar al ordenador.

Normas
Entra en El País para participar