Infraestructuras

Renfe y Deutsche Bahn irán de la mano en un 2021 clave para su negocio exterior

Trabajan en una oferta conjunta para asesorar la línea de los países bálticos, frente a SNCF y FS, y fueron en alianza a por el Tren Maya de México

Renfe y Deutsche Bahn irán de la mano en un 2021 clave para su negocio exterior pulsa en la foto

Las empresas públicas Renfe e Ineco trabajan en equipo con DB Engineering & Consulting, filial del grupo estatal germano Deutsche Bahn, para hacerse hueco en el desarrollo del ferrocarril que enlazará Estonia, Letonia y Lituania, el proyecto conocido como Rail Baltica.

Una vez pasado el corte en el que fueron seleccionadas las candidatas a la operación en sombra (shadow operator), Renfe y DB miden sus fuerzas con la francesa SNCF y la italiana Ferrovie dello Stato (FS), estas dos últimas en solitario.

Las bases del concurso ponderan la oferta más económica como principal elemento para decidir la adjudicación. El calendario del proyecto prevé para el primer trimestre de 2021 la entrega de las propuestas.

El concurso para la operación en sombra de Rail Baltica entra en vía rápida en el primer trimestre

Este es uno de los pasos en firme de la compañía que preside Isaías Táboas en su estrategia de internacionalización. Renfe también acaba de abrir oficina comercial en París en busca de su esperada entrada en los servicios de alta velocidad y cercanías del país vecino, al tiempo que se la espera pujando por los trabajos de operador en sombra para el Tren Maya de México.

De hecho, la misma alianza con Ineco y DB Engineering & Consulting ofertó en octubre por asesorar la construcción, compra de trenes y modelo de negocio de la infraestructura que impulsa el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador. Enfrente, Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya y Audingintraesa. Pero los primeros se fueron por encima del presupuesto estimado y los segundos no alcanzaron la puntuación técnica requerida. Con el concurso desierto, Fonatur, órgano que promueve el Tren Maya, debe realizar un segundo proceso en busca de operador en el año entrante.

La mayor compañía ferroviaria de Europa, Deutsche Bahn (338.000 empleados y 44.400 millones de euros en ingresos en el ejercicio 2019), se ha destapado en ambos procesos internacionales como compañero de Renfe.

El plan de negocio de la española, revisado por el impacto de la pandemia, eleva del 10% al 15% el peso del negocio internacional en los ingresos previstos del grupo en 2028. Para ello es esencial que salga adelante el primer tren de alta velocidad de América, el Houstan-Dallas (Texas, EE UU), en el que Renfe es asesor y gestionará el transporte de viajeros hasta 2042. Según estimaciones preliminares, sus ingresos por el contrato con Texas Central llegarán a los 6.000 millones de dólares (4.950 millones de euros).

El proceso europeo

El papel que desempeñará el ganador del concurso de la Rail Baltica es el de consultor hasta el lanzamiento de la operación comercial. El operador en sombra debe asesorar al promotor del proyecto, RB Rail, en cuestiones tan dispares como el diseño de la línea, el modelo de explotación operativa y comercial o los estudios de demanda.

Se trata, por tanto, de poner el armazón de una línea presupuestada en cerca de 6.000 millones de euros y para la que la citada RB Rail está preparando el terreno con proveedores y constructoras para futuras licitaciones. Se espera que los primeros acuerdos marco con proveedores sean firmados a mediados del próximo año.

La línea Rail Baltica entre Tallin y la frontera de Lituania con Polonia tendrá doble plataforma de vía en ancho internacional (1.435 milímetros); estará equipada con el sistema de comunicaciones y seguridad ERTMS; su velocidad de diseño será de 249 kilómetros por hora, y soportará 25 toneladas de carga por eje. El objetivo es que esta infraestructura, que acogerá tráfico de pasajeros y mercancías, sea interoperable con la red TEN-T europea. Por el segmento báltico podrán circular trenes de hasta 1.050 metros de longitud para el transporte de carga y de 400 metros para viajeros.

Una vez finalizadas las obras, previsiblemente entre finales de 2026 y mediados de 2027, la línea de Estonia, Letonia y Lituania estará conectada al corredor Mar del Norte-Báltico, ofreciendo servicios entre los tres países Bálticos, Polonia, Alemania, Países Bajos y Bélgica. También se cruzará con el Corredor Baltico-Adriático a la altura de la ciudad polaca de Varsovia.

Más a largo plazo, la Rail Baltica será una pieza esencial en el proyecto de creación de rutas ferroviarias entre Europa y Asia.

Tres líneas con enorme inversión

Rail Baltica. El presupuesto estimado para la construcción de la línea Rail Baltica, que cruzará Estolia, Letonia y Lituania, es de unos 5.800 millones de euros.

Houston-Dallas. El trazado de 386 kilómetros entre Houston y Dallas requiere inversiones que irán de los 12.000 a los 15.000 millones de dólares (entre 9.900 y 12.400 millones de euros).

Tren Maya. La línea de 1.460 kilómetros en la península del Yucatán, fue presupuestada en 130.000 millones de pesos (5.440 millones de euros).

Normas
Entra en El País para participar