Covid-19

Ryanair se apunta una pérdida extraordinaria de 300 millones por el coronavirus

La empresa advierte que el resultado estará en la parte baja del rango de previsiones

Aviones de Ryanair aparcados en el aeropuerto de Dublín.
Aviones de Ryanair aparcados en el aeropuerto de Dublín. AFP

Ryanair ha advertido que espera que el beneficio de este año esté en el extremo inferior de su rango de previsiones a raíz de las restricciones a los viajes para frenar la propagación del coronavirus. La aerolínea asegura, así, que el beneficio recurrente después de impuestos estará en el rango entre 950 y 1.000 millones de euros. Espera, además, registrar un cargo extraordinario de 300 millones para el año que termina el 31 de marzo de 2020.

 

"Ryanair -señaló- está operando actualmente menos de 20 vuelos diarios, el 99 % menos que el programa de 2.500 vuelos diarios que operaba antes del COVID-19. La aerolínea prevé que la mayoría de su flota permanecerá en tierra al menos durante abril y mayo".

En consecuencia, la aerolínea líder en Europa del sector de bajo coste informó hoy de que transportó 5,7 millones de pasajeros durante el pasado marzo, el 48 % menos que en ese mismo mes del año anterior, mientras que el tráfico anual solo aumentó el 4 %, hasta los 148,6 millones.

Ryanair indicó que, dadas las "incertidumbres" que plantea esta pandemia respecto a su "impacto y la duración", no puede en "estos momentos" ofrecer un pronóstico de beneficios para el ejercicio fiscal de 2021.

La compañía subrayó que su objetivo ahora es seguir aplicando medidas "de ahorro de costes" y de "protección de empleos", así como la cooperación con los Gobiernos comunitarios en "vuelos de rescate y sanitarios".

El pasado febrero, Ryanair pronosticó que su beneficio neto para el año fiscal 2020 se situaría entre los 950 y 1.050 millones de euros.

La aerolínea presentará los resultados definitivos del pasado ejercicio el próximo 18 de mayo.

Normas
Entra en El País para participar