Santander mantendrá el empleo en España y no hará ERTE por el virus

La entidad presidida por Ana Botín tiene 29.000 trabajadores en España

Ana Botín, presidenta de Santander, en una imagen de archivo.
Ana Botín, presidenta de Santander, en una imagen de archivo.

Santander ha acordado hoy mantener todos los puestos de trabajo tanto en los servicios centrales de todas sus sedes corporativas como en la red de sucursales en España, pese al impacto del coronavirus en el negocio. En un comunicado, el banco asegura que no hará ningún despido colectivo ni se acogerá a un ERTE, por lo que garantiza los 29.000 empleos que tiene en España.

Además, indica que ayudará a los proveedores que dan servicio en sus instalaciones, actualmente afectados por el cierre, para evitar que estas empresas se vean obligadas a despedir a sus trabajadores por falta de actividad. De esta forma, banco indica que negociará con las pequeñas contratas de servicios con más dependencia del banco en España para cubrir el pago de las nóminas de los empleados más vulnerables y pondrá en marcha iniciativas con los proveedores para dar respuesta a las necesidades más urgentes.

El grupo presidido por Ana Botín ya acordó en junio con los sindicatos reducir la plantilla en 3.223 empleados en España y el cierre de más de 1.150 sucursales, como parte de la reestructuración del negocio. Ahora, con esta decisión, la entidad garantiza que no recortará más los empleos ante a incertidumbre que genera la crisis sanitaria.

En esa línea, el consejero delegado de Santander España, Rami Aboukhair explica en el comunicado que "la dimensión de esta crisis sanitaria nos exige un esfuerzo colectivo para ayudar en lo posible a mitigar su impacto. Es encomiable el esfuerzo, la generosidad y la profesionalidad que demuestran nuestros empleados que, a pesar de la excepcionalidad del momento, siguen atendiendo a los clientes y dando continuidad al negocio. Es ahora cuando tenemos que estar más cerca si cabe de las personas y, por supuesto, de las empresas de nuestro país, y esforzarnos, si requieren de nuestra ayuda, para ayudarles a proteger el empleo”.

Por otro lado, Santander ha anunciado que, siguiendo la dinámica de otras empresas, ha donado cuatro millones de euros a la Comunidad de Madrid para habilitar 2.000 nuevas camas en el hospital de campaña de Ifema y comprar respiradores para las UCI y ha destinado otro millón deeuros a la compra de un millón de mascarillas que enviará al Ministerio de Sanidad.

En lo que respecta a las ayudas a clientes (pymes y autónomos), Santander habilitó un fondo de liquidez de 20.000 millones para cubrir necesidades de liquidez a corto plazo.

Normas
Entra en El País para participar