Euskadi declara el estado de emergencia sanitaria

El Gobierno vasco puede decretar el confinamiento obligatorio en los domicilios

Iñigo Urkullu, lehendakari del Gobierno vasco.
Iñigo Urkullu, lehendakari del Gobierno vasco.

En una comparecencia por vía telemática, el lehendakari Iñigo Urkullu ha decretado este viernes en Euskadi el estado "de alerta o emergencia sanitaria" por el coronavirus. Esta situación permite la adopción de medidas excepcionales, como decretar el confinamiento obligatorio de las personas en sus domicilios a partir de este mismo sábado.

Tras una reunión extraordinaria del Consejo del Gobierno vasco, Urkullu ha firmado un decreto que entra en vigor mañana y por el que el Ejecutivo de Vitoria asume, como está recogido en la ley, "la dirección única y de respuesta de protección civil ante esta emergencia".

La situación excepcional permite regular ese confinamiento en domicilios o lugares seguros, la restricción del acceso a zonas consideradas peligrosas o la limitación de uso de servicios públicos y privados. El consumo también estará muy controlado, para reducir los desplazamientos a movimientos básicos, como el aprovisionamiento de comida o medicinas.

A partir de ahora, el Gobierno de Urkullu dispone de "la herramienta jurídica" para que sea este ejecutivo el único facultado para tomar esa batería de medidas excepcionales.

De paso, el lehendakari ha instado a los partidos políticos a que "tengan un criterio y que sea lo más consensuado posible" respecto a las decisiones a adoptar sobre las elecciones autonómicas convocadas para el próximo 5 de abril.

A mediodía de este viernes, Euskadi había registrado 71 nuevos contagios y tres muertes más por el coronavirus. La cifra total en estos momentos es de 417 infectados y 14 fallecidos en Euskadi. Por el lado positivo, nueve personas se han curado en la comunidad autónoma tras haber dado positivo por el virus.

Normas
Entra en El País para participar