Infraestructuras

Ferrovial vuelve a beneficios tras la venta de Ausol, con 268 millones en 2019

Eleva un 5,5% las ventas, hasta 6.054 millones, mientras el ebitda baja un 75% afectado por provisiones

Playa de peaje de la Autopista del Sol, vendida por Ferrovial.
Playa de peaje de la Autopista del Sol, vendida por Ferrovial.

El grupo Ferrovial cerró 2019 con un resultado neto atribuible de 268 millones de euros, desde las pérdidas por 448 millones declaradas en 2018. La compañía se ha apoyado en la plusvalía obtenida por la venta de la autopista malagueña Ausol (participación del 65%), operación que deja un beneficio neto de 474 millones, y del 11,75% en la concesionaria Ruta del Cacao. La otra gran desinversión acordada en 2019, el traspaso de la filial australiana de servicios Broadspectrum (303 millones de euros), espera su cierre antes de octubre de este año.

La cifra de negocio, de 6.054 millones (un 83% internacional), sube un 5,5% desde los 5.737 millones del ejercicio anterior, y el ebitda marca un 75% menos que hace un año, 121 millones. Este resultado bruto de explotación se ha visto impactado por la provisión realizada en el primer trimestre en el área de Construcción, relacionada con sobrecostes en la ejecución de autopistas en Estados Unidos. El ebitda de Ferrovial fue de 479 millones en 2018.

Dividendo equivalente a 0,75 euros por título

El consejo de Ferrovial va a proponer a la junta de abril un programa de dividendo flexible que equivale al pago de 0,75 euros por acción, cifra que está en línea con la remuneración de los últimos seis años.

De forma paralela, Ferrovial ha activado un programa de recompra de acciones, con un techo de 25 millones de títulos o 360 millones de euros, que serán amortizadas junto a la autocatera existente.

“El año 2019 marca la transformación de Ferrovial en una compañía más ágil, más eficiente y más innovadora adaptándose a los tiempos de cambio que vivimos”, ha declarado el consejero delegado del grupo, Ignacio Madridejos.

Entre los activos estrella de la compañía, la autopista 407 ETR de Toronto mejora un 8,1% su ebitda, mientras el aeropuerto londinense de Heathrow lo incrementa un 4,6% y las autopistas texanas NTE y LBJ mejoran un 32% y 24%, respectivamente.

Respecto al comportamiento del tráfico, la 407 se mantuvo en los niveles de 2018 y el saturado Heathrow logró una mejora del 1% en número de pasajeros, hasta rozar los 81 millones. Más espectacular es la evolución de las dos autopistas estadounidenses citadas: la NTE mejoró un 15% en intensidad de tráfico, la LBJ lo hizo en un 9% y la NTE 35W obtuvo una mejora del 25% en el cuarto trimestre respecto al periodo comparable de 2018.

Repatriación de dividendos

Sobre los dividendos de estas concesiones, la autopista de Toronto entregó 1.050 millones de dólares canadienses, con un alza del 14% y de los que 309 millones de euros van a manos de Ferrovial; Heathrow aporta 500 millones de libras a sus accionistas, 145 millones para el grupo que preside Rafael del Pino, y la NTE ha repartido un primer dividendo de 292 millones de dólares, que se convierte en 166 millones de euros para Ferrovial. Se espera que la LBJ se estrene en el presente 2020 como aportadora de dividendos.

Ferrovial cerró el ejercicio con una posición neta de caja, excluidos los proyectos de infraestructuras, de 1.631 millones de euros. La deuda neta, por su parte, baja hasta los 2.957 millones desde una posición de 3.649 millones a 31 de diciembre de 2018.

La cartera de contratos en el área de construcción subió un 4% el año pasado, hasta los 11.424 millones.

La audiitoría del grupo pasa de Deloitte a EY

Ferrovial llevará a la junta de accionistas de mediados de abril la designacón de EY como nueva auditora de sus cuentas para el periodo 2020-2022. Esta firma sustituye en la labor de auditoría a Deloitte, que venía supervisando los resultados desde 2010.

En la reunión de accionistas también se ratificará el nombramiento de Ignacio Madridejos como consejero delegado (sustituyó a Íñigo Meirás el pasado mes de octubre) y la reelección de Hanne Sorensen y Philip Bowman como consejeros.

Normas
Entra en El País para participar