El futuro de Sniace, en el aire: peligra su planta industrial y deja de pagar nóminas

La CNMV suspende la cotización de la compañía

El futuro de Sniace, en el aire: peligra su planta industrial y deja de pagar nóminas

Dudas sobre el futuro de Sniace. La cotizada ha anunciado hoy que la continuidad de las actividades de su planta en Torrelavega (Cantabria) está en peligro tras la cancelación, cinco años antes de lo previsto, del contrato por parte de Cogen del arrendamiento y gestión de esta fábrica. Además, esta misma tarde, el comité de empresa de Sniace se ha encerrado durante casi tres horas en las oficinas de la fábrica para exigir a la dirección que proceda al pago de la última nómina, que supone entre 900 y 1.200 euros de media por trabajador.

La decisión de encerrarse fue adoptada a última hora de la mañana por todos los sindicatos del comité tras un encuentro con la dirección de Recursos Humanos, que no quiso concretar la fecha de cobro de la nómina ni informar sobre la marcha del expediente de regulación temporal de empleo (ERTE). Fruto del anuncio que ha hecho Sniace sobre su planta, la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) ha procedido a suspender la cotización de la compañía, por lo que, salvo nuevo cambio de postura del supervisor, sus títulos no se negociarán mañana en el mercado. 

Según informa la compañía cántabra en el documento remitido a la CNMV, Cogen Energía España ha dado por terminado, con efecto el próximo 29 de febrero de 2020, el contrato suscrito en 2017 para el arrendamiento y gestión de la explotación de la planta de congeneración.

De hecho, Cogen ya ha comunicado a Gas Natural Comercializadora la resolución del contrato de suministro de gas natural a la planta de Torrelavega, al mismo tiempo que ha trasladado a General Electric la resolución de los contratos de arrendamiento y prestación de servicios de mantenimiento de los dos equipos turbogeneradores ubicados en esta planta, también para el 29 de febrero.

La terminación del contrato, que Sniace cree que no se ajusta a derecho, ha obligado a la compañía a tener que explotar esta planta de forma directa y a iniciar las negociaciones para alcanzar nuevos acuerdos de suministro de gas y prestación de servicios de arrendamiento y de mantenimiento de estos turbogeneradores, ya que es algo necesario para continuar con la actividad industrial.

Sin embargo, Sniace avanza que la imposibilidad de alcanzar estos acuerdos provocaría la parada de la planta industrial de Torrelavega hasta el momento en el que estos futuros contratos entren en vigor.

Cogen ha argumentado su decisión de terminar el contrato en las pérdidas soportadas como consecuencia de la gestión de la planta de cogeneración, pero "fundamentalmente por la aplicación inminente" de los nuevos parámetros retributivos de la producción de energía eléctrica recogidos en la propuesta de orden ministerial distribuida el 9 de enero de 2020 por el Ministerio para la Transición Ecológica.

Según Cogen, esta aplicación provocará este ejercicio unas pérdidas en esta planta de Sniace de más de nueve millones de euros. Esta misma semana, la Asociación Española de Cogeneración (Acogen) ha mostrado su "preocupación" ante "el brusco e inesperado" ajuste propuesto en la retribución del sector, estimado por la patronal en unos 450 millones de euros y que llevará a las empresas, con sus presupuestos cerrados, a un escenario de "'números rojos'" y "alarma" para los inversores.

En un comunicado, la patronal señalaba que la propuesta de orden de actualización de la retribución de las renovables, cogeneración y residuos (Recore) para 2020-2025 supone un recorte del 14%, unos 1.000 millones de euros menos en conjunto para las tres tecnologías, siendo especialmente importante el 'hachazo' para la cogeneración, que llega al 43%, unos 450 millones de euros. 

Según los últimos resultados de Sniace, los correspondientes al tercer trimestre de 2019, entre enero y septiembre de ese año la compañía tuvo pérdidas de 11,3 millones de euros, un 327% superores a los 2,6 millones que se dejó en el mismo periodo de 2018. Al cierre del tercer trimestre de 2019, Sniace tenía 440 empleados.

Normas
Entra en El País para participar