Operaciones

Bankinter mantendrá el dividendo pese a entregar a sus accionistas Línea Directa

División de los analistas sobre la segregación del negocio bancario y de seguros de Bankinter

La novedosa operación de Bankinter anunciada el miércoles con la separación de su negocio de banca del negocio de seguros para sacar a Bolsa su filial Línea Directa Aseguradora (LDA) ha sido acogida por los mercados sin sobresaltos. Su acción cerró ayer a 6,68 euros, con una subida del 0,54%. Los analistas, de hecho, han recibido la operación, que se llevará a cabo previsiblemente en septiembre de 2020, de forma diferente. Para unos expertos la transacción es positiva, mientras que otros analistas consideran que los beneficios de Bankinter se resentirán tras sacar de su perímetro de consolidación a la aseguradora.

Cinco casas han recomendado “infraponderar” los títulos de Bankinter, otras cuatro han optado por “comprar” y dos más se han decantado por la opción de “mantener” estas acciones en informes de este jueves. Según el consenso de analistas de Bloomberg, un 20,8% recomienda “comprar”, un 50% “mantener” y un 29,2% optan por vender. Entre los analistas más críticos se encuentra Barclays. “Con esta OPV, Bankinter podría aumentar su perfil de riesgo al disponer de un negocio de seguros sólido que proporcionaría diversificación y rentabilidad, a la vez que tendría un impacto financiero neutro en el acuerdo propuesto”, sostienen sus analistas.

BANKINTER 3,42 3,20%

Mediobanca también ha sido crítico con la operación. Por su parte, los analistas de Fidentiis Equities también han visto la operación con criterios negativos y han mantenido la recomendación “vender”. Bank of America también se ha sumado a los bancos de inversión que consideran que la separación del negocio de banca y de seguros, con la salia a Bolsa de LDA, tendrá un efecto negativo en los beneficios futuros de Bankinter, que caerán un 20% tras el spin-off.

El banco estadounidense ha calificado de “residual” la mejora en la posición de capital del banco que dirige María Dolores Dancausa y ha advertido de que “el crecimiento de los ingresos de Línea Directa se está desacelerando más rápidamente de lo previsto”.

Los analistas de Société Générale y BBVA han optado por “retener” en las acciones de Bankinter. GVC Gaesco es la entidad más optimista respecto al futuro de la cotización del banco tras esta operación.

El director financiero de Bankinter, Jacobo Díaz, confirmó el jueves en una conferencia con los analistas que la salida a Bolsa de Línea Directa mediante la entrega del 82,6% de los títulos de compañía a sus accionistas no supondrá un cambio en la política de dividendo del banco, que mantendrá un pay out del 50%.

“Por ahora no hay ningún cambio, Bankinter continuará distribuyendo un pay out del 50%”, señaló el directivo. También confirmó que, pese a esta operación, no se prevén cambios estratégicos en ninguna de ellas. Díaz sintetizó en tres grandes razones la operación: para Bankinter siempre ha sido una “inversión financiera” y ahora es un buen momento para sacarla a Bolsa, tendrá ventajas para ambas entidades al permitirles operar en sus respectivos entornos regulatorios “con una estructura de capital y una política de dividendos” adaptada a sus necesidades y su combinación no está bien recogida en la actual cotización del banco.

Bankinter también ha asegurado que su estrategia pasa por conservar el 17,4% del capital de LDA tras su salida a Bolsa, aunque sea una inversión financiera. También se espera que el resto de los accionistas significativos mantengan gran parte de sus participaciones.

Díaz sintetizó en, básicamente, tres grandes razones la operación: para Bankinter siempre ha sido una "inversión financiera" y ahora es un buen momento para sacarla a Bolsa, tendrá ventajas para ambas entidades al permitirles operar en sus respectivos entornos regulatorios "con una estructura de capital y una política de dividendos" adaptada a sus necesidades y su combinación no está bien recogida en la actual cotización del banco.

"El crecimiento de Línea Directa ha estado constreñido por la regulación bancaria (...) es un buen momento para poner en valor la compañía", explicó e indicó que liberarla de ese paraguas le permitirá aprovechar mejor las oportunidades de "crecimiento orgánico e inorgánico". Si bien indicó que siempre ha sido una participación financiera para el banco.

Díaz se mostró confiado en que tendrán "un mejor reconocimiento" del valor de banco y aseguradora por separado o en 'split' de negocios "que con la combinación de ambos".

Minimizó el impacto de la segregación en cuanto a su relación comercial y porque "tienen exitosas estrategias", y avanzó que en enero se detallarán objetivos de las estrategias de ambos. Ante las reiteradas preguntas de analistas sobre la racionalidad de la transacción, recordó que en los más de 15 últimos años la pregunta era justo cuándo sacaría a bolsa la filial y ahora simplemente "el tiempo ha llegado". La operación valora a Línea Directa en 1.434 millones de euros.

En la actualidad aporta el 18% del beneficio de Bankinter, muy por debajo del 42% que llegó a construir en el año 2013, gracias a la diversificación emprendida por Bankinter con el lanzamiento de la filial de crédito al consumo, la compra del negocio en Portugal de Barclays o de EVO Banco y AvantCard. Diluirá la rentabilidad del grupo medida por recursos propios (ROE) del 12,6 al 11,1%, pero aún seguirá por encima del 6,3% promedio del sector.

Pero al reducir la factura de costes, su eficiencia mejoraría desde el 51,3 al 47% y frente al 55,3% del sector financiero, y tendrá un impacto positivo de 5 puntos básicos en el capital de Bankinter. La aseguradora fundada por Bankinter y Bank of Scotland en el año 1995 y donde el banco español se quedó de accionista único en el 2009, copa el 6,8% de la tarta nacional del mercado asegurador en autos donde fue casi monoproducto hasta el año 2007 y cuenta con el 2,5% del negocio en seguros de hogar.

En la actualidad tiene tres millones de pólizas con clientes en cartera y es de las más rentables de la industria. Su rentabilidad sobre recursos propios (ROE) alcanzó el 36% en septiembre y contaba con un ratio combinado o proporción de los ingresos que consumen los costes de explotación y gastos por indemnizaciones del 87,4%.

Normas
Entra en El País para participar