Solo hace falta un láser para 'hackear' tus Google Home, o Amazon Echo

Solo hace falta un láser para 'hackear' tus Google Home, o Amazon Echo

Los asistentes virtuales permiten recibir órdenes por luz.

Todos damos por hecho que los asistentes virtuales han venido al mundo para permitirnos dar órdenes de voz y recibir, sin usar las manos, la misma información que obtenemos cuando usamos un ordenador, un tablet o un móvil, y nos metemos dentro del buscador de Google.

Órdenes de luz, ¿son posibles?

Pues bien, seguramente no sabéis que vuestros altavoces inteligentes pueden recibir órdenes a través de haces de luz que, cuando se proyectan sobre el micrófono, el dispositivo los interpreta del mismo modo que si se tratara de un sonido. Así lo ha descubierto un equipo de investigadores que nos avisan de que este tipo de "órdenes de luz" podrían darse desde una distancia de unos 75 metros.

Equipo necesario para enviar 'órdenes de luz' a través del láser.
Equipo necesario para enviar 'órdenes de luz' a través del láser.

Antes de nada, decir que un puntero de esos que se venden en cualquier tienda no sería el método más adecuado para hackearnos el asistente que tengamos en casa ya que, para que nuestro dispositivo haga caso del láser, este debe ser codificado con un mensaje en su interior. Resumiendo mucho, alguien con mucho conocimiento y ganas de molestarnos, podría hackear unos Google Home, Amazon Echo, etc. con un emisor de luz infrarroja (invisible a nuestros ojos) y el equipo necesario para codificar el mensaje malicioso.

Justo aquí encima tenéis un vídeo que muestra exactamente cuál es el proceso para introducir en un rayo láser una orden tan básica como es la de "Ok Google, abre la puerta del garaje". Es necesario transmitir ese mensaje de voz a través de la luz y proyectarla en el micrófono para que nos haga caso. 

Normas