X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Mapfre emite 500 millones de deuda subordinada al 4,12%

Registra una demanda de 700 millones, 1,4 veces la oferta

En 2017 realizó con éxito otra emisión de bonos Tier 2

Mapfre ha conseguido colocar con éxito su segunda emisión de deuda subordinada en poco más de un año. Según ha informado en un hecho relevante remitido a la CNMV, la aseguradora ha conseguido vender 500 millones en este tipo de bonos, por los que pagará un 4,125% durante los primers 10 años.

La entidad pilotada por Antonio Huertas contrató a Bankia, Barclays, Citi y Crédit Agricole para coordinar la operación, según publicó el jueves CincoDías. Estos bonos vencen a los 30 años, pero cuentan con una opción de vencimiento anticipado a 10. Fitch les otorgó una calificación de BBB-, un escalón por encima del bono basura.

La demanda ha alcanzado los 700 millones, 1,4 veces la oferta, de acuerdo a la información remitida por la propia sociedad. De entre los más de 80 inversores que han acudido a la colocación, la mayoría son fondos de inversión (67%), seguidos de aseguradoras y fondos de pensiones (25%). Por su procedencia destacan los alemanes (20%), italianos (19%), británicos (17%), franceses (14%) y españoles (13%).

Mapfre ha conseguido también rebajar el cupón que deberá pagar, frente a la emisión de 2017. Entonces colocó 600 millones al 4,37% con vencimiento también a 30 años. La elevada demanda alcanzó entonces los 3.500 millones, 5,8 veces la oferta. Actualmente estos bonos cotizan al 106% del nominal con un rendimiento del 3,58%.

La aseguradora pilotada por Antonio Huertas utilizó esta emisión para cancelar una emitida en 2007 por 700 millones. El propio Huertas afirmó en la última Junta General de Accionistas que planeaba financiar la expansión en Brasil con una emisión de deuda, así como un excedente de caja.

Mapfre cuenta a mayores con bonos sénior en curso. Emitidos en 2016 a 10 años, cotizan al 100,5% del nominal con la rentabilidad en el 1,55%.