Tesla cae un 3% en Bolsa después de pedir dinero a sus proveedores

The 'Wall Street Journal' difunde una nota enviada por el fabricante de coches eléctricos a un proveedor

El pedido de ayuda revela los problemas que enfrenta la empresa para salir de números rojos

Trabajadores de Tesal examinan una línea de producción del Model 3s, en California.
Trabajadores de Tesal examinan una línea de producción del Model 3s, en California. Reuters

Las acciones del fabricante de coches eléctricos Tesla se dejaron ayer más de un 3% hasta los 303 dólares [llegó a bajar más del 6%] después de que se revelara que la empresa solicitó un reembolso a algunos de sus proveedores como estrategia para lograr beneficios. La información ha sido difundida este lunes por el periódico norteamericano The Wall Street Journal, que ha citado una nota enviada a un proveedor de Tesla la semana pasada.

Tesla ha pedido a pedido a sus proveedores que le devuelvan una cantidad “significativa” de los pagos realizados por la empresa desde 2016, según indica el contenido de la nota. El memo también asegura que la compañía ha solicitado ayuda a todos sus proveedores para dejar de ser deficitaria.

El pedido de ayuda revela los problemas que enfrenta Tesla para salir de números rojos. Aunque su consejero delegado, Elon Musk, ha asegurado que Tesla se ha convertido en un “verdadero” productor de coches luego de alcanzar la meta de producir 5.000 vehículos por semana de su Model 3s, muchos analistas aún dudan de que ese volumen pueda sostenerse. Una parte del aumento de producción, necesario para incrementar los ingresos y los beneficios, se logró al instalar una línea de producción en una carpa.

El productor de automóviles no ha querido hacer comentarios sobre el memo, pero ha confirmado que está buscando reducciones de precio de sus proveedores.

“Las automotrices normalmente demandas reducciones de precio brutales a sus proveedores, pero en general estos pedidos tienen que ver con entregas futuras; no suelen verse reembolsos retroactivos, y eso es alarmante”, ha asegurado David Whiston, analista acreditado de Morningstar.

Tesla ha quemado grandes cantidades de efectivo en los últimos meses en su intento de incrementar la producción del Model 3s. Aunque Musk ha asegurado que la firma no necesita conseguir dinero este año, varios analistas han predecido que le fabricante de coches eléctricos pronto deberá aumentar capital.

Tesla ha asegurado que reportará beneficios en el tercer y cuarto trimestre del año. En el primer trimestre del año, que cerró el 31 de marzo pasado, la compañía reportó pérdidas por 709,6 millones de dólares (605,98 millones de euros). Las acciones de Tesla caen hasta el entorno de los 303 dólares antes de la apertura del mercado, lo que implica una pérdida de capitalización en el entorno de los 2.000 millones de dólares.

Normas