La CE exige a España que Correos le devuelva 167 millones en ayudas estatales

La empresa estatal se benefició de compensaciones fiscales excesivas entre 2004 y 2010

La compañía recibió dicha subvención por la prestación del servicio postal universal

Un usuario de la empresa estatal correos.
Un usuario de la empresa estatal correos.

La Comisión Europea (CE) ordenó este martes a España recuperar 167 millones de euros en ayudas estatales concedidas a Correos, tras determinar que la empresa pública se benefició de una compensación excesiva entre 2004 y 2010, además de exenciones fiscales incompatibles.

El Ejecutivo comunitario calcula que Correos recibió una compensación excesiva de unos 166 millones en el citado periodo por la prestación del servicio postal universal en España, así como ventajas indebidas por unos 900.000 euros gracias a una exención fiscal específica concedida en 2004.

La decisión es el resultado de una investigación iniciada por la CE en febrero de 2016 a raíz de dos denuncias en las que se alegaba que la empresa estatal se había beneficiado de varias medidas de ayuda ilegales e incompatibles. La Comisión examinó si las ayudas cumplían las normas de la UE en materia de compensación por la prestación de un servicio público, adoptadas en 2011. Según las mismas, los países pueden conceder ayudas estatales para compensar el sobrecoste que entraña la prestación de un servicio público, siempre que se cumplan determinados criterios, como que la compensación no sea excesiva.

La Comisión evaluó además las aportaciones de capital concedidas a Correos entre 2004 y 2006. De esta investigación concluyó que estas se hicieron en condiciones que habrían sido aceptadas por un inversor privado que operara en condiciones de mercado, por lo que “esta medida no constituye una ayuda pública a tenor de las normas de la UE”, señaló la Comisión Europea.

Asimismo, analizó la compensación concedida a Correos desde 2004 por la entrega de material electoral y concluyó que es una medida anterior a la adhesión de España a la Unión Europea, que “constituye una ayuda existente que no debe recuperarse”.

El Ejecutivo comunitario recordó que las normas sobre ayudas estatales de la UE exigen que se recuperen las que sean incompatibles, con el fin de eliminar el falseamiento de la competencia que ocasionan estas ayudas.

Normas