El 4G no mejora en España y se estanca, estas son las claves

El 4G no mejora en España y se estanca, estas son las claves

La expansión del 4G en España parece haber tocado techo

Open Signal lanza semestralmente nuevos informes para detallar la situación de las comunicaciones móviles en España, poniendo el foco en dos factores clave en la evolución de estas, la cobertura y la velocidad. Este nuevo informe de Open Signal ha recogido más de 1.800 millones de muestras de 165.000 dispositivos distintos, pudiendo generar una fotografía bastante precisa del estado de las redes móviles en España, especialmente el 4G. Y la verdad que los resultados de este nuevo informe no son todo lo positivos que cabría esperar, porque se constata el estancamiento de esta tecnología en nuestro país.

Igual cobertura y misma velocidad

El informe recoge las muestras tomadas entre el 1 de marzo y el 29 de mayo de este 2018, y en él podemos apreciar cómo en términos de velocidad Movistar ha recortado distancias respecto del líder, Vodafone, ya que la operadora británica ha visto cómo su velocidad se ha reducido en prácticamente 2Mbps, lo que unido a que Movistar ha mantenido su velocidad, ha supuesto en recorte en las distancias. El resto de las grandes operadoras, ha perdido velocidad, como es el caso de Orange y Yoigo. Si quieres comprobar la velocidad de tu conexión 4G, utilizar este Test de velocidad.

4G

En cuanto al 3G, es Movistar la que se ha alzado con el primer puesto, por delante de Vodafone y de Yoigo. Como decíamos antes, la velocidad media de descarga en 4G ha sido una vez liderada por Vodafone, que ve como poco a poco se le acerca Movistar. Uno de los aspectos que quedan patentes en este informe es el estancamiento de la red 4G en toda España. Algo que podría tener que ver con la alta cobertura que de por sí ofrece ya nuestro país, del 84%, una de las mejores en todo el mundo. Aunque como es lógico, siempre es de esperar alguna mejora en este aspecto, porque hay margen, pero esta no ha llegado de momento.

Del informe se desprende que tanto la cobertura como la velocidad de descarga se han estancado en España, demostrando que la euforia por conseguir tener una de las mejores redes 4G en todo el mundo ya ha pasado, habiendo una cierta sensación de conformidad con las actuales redes móviles. Quizás sea lo más lógico habiendo crecido muy rápido hasta ahora.

Normas