X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Patronal y sindicatos prevén cerrar este lunes el pacto de salarios hasta 2020

Recomiendan un alza anual del 2% más un 1% adicional ligado a productividad y a mejoras en la gestión del absentismo Los negociadores aconsejan un salario mínimo de convenio de 14.000 euros al año en 2020

De izquierda a derecha, Unai Sordo (CC OO); Pepe Álvarez (UGT); Pedro Sánchez, presidente del Gobierno; Magdalena Valerio, ministra de Trabajo; Juan Rosell (CEOE) y Antonio Garamendi (Cepyme).

Los máximos líderes empresariales de CEOE-Cepyme y sindicales de CC OO y UGT tienen previsto cerrar este lunes un preacuerdo del Acuerdo de Negociación Colectiva (ANC) para los años 2018, 2019 y 2010. Este pacto incluye un acuerdo de incremento de salarios del entorno del 2% anual de manera lineal más un 1% ligado a la productividad entre otros elementos.

Este acuerdo es una guía de recomendaciones de las cúpulas patronales y sindicales a los negociadores de los más de 4.000 convenios colectivos que protegen a casi diez millones de asalariados.

El pacto que prevén firmar incluye también el compromiso de que los salarios más bajos crezcan más que el resto. Para ello, los empresarios y los representantes de los trabajadores se comprometerán a tratar de incluir en el horizonte de 2020 un salario mínimo en los convenios colectivos de 1.000 euros mensuales en catorce pagas (14.000 euros anuales).

Si bien fuentes de la negociación aseguraron que la redacción final de este compromiso es uno de los flecos que más está costando cerrar y que probablemente no aparecerá como un compromiso obligatorio sino más bien una intención.

Si bien este punto será limitado porque en la actualidad, ya existen dos millones de trabajadores cubiertos por convenios colectivos sectoriales de ámbito nacional que recogen salarios mínimos superiores a los 14.000 euros previstos para 2020.

Igualmente las recomendaciones de incrementos salariales para este año en curso tendrán también efectos limitados, ya que más de cinco millones de trabajadores tienen ya cerradas alzas del 1,5%.

Asimismo, el texto incluirá el consejo de que existan cláusulas de revisión salarial que garantizan el mantenimiento del poder adquisitivo de los trabajadores si la inflación sube más que los salarios. Pero en este punto, parece que tampoco se presenta como una recomendación obligatoria.

Igualmente, la parte variable del incremento salarial, además de a la productividad podría vincularse a otras cuestiones demandadas por los empresarios como a mejoras en la gestión del absentismo en las plantillas.

Asimismo el acuerdo, a diferencia de otros anteriores del mismo tipo. Establecerá una serie de materias que los empresarios y los sindicatos negociarán con el Gobierno. Entre estos temas será la regulación de la subcontratación para evitar la devaluación salarial que se produce en muchas empresas que realizan de forma externalizada labores estructurales de la empresa principal. O el estudio de un sistema de ayudas a la formación a los trabajadores inmersos en un expediente de suspensión temporal de empleo similar al que existe en Alemania.

El pasado año, las diferencias de criterio respecto a los salarios impidieron un acuerdo entre patronal y sindicatos.

En esta ocasión, y después de más de un año de negociaciones las directrices salariales también parecía que iban a impedir un acuerdo, ya que los sindicatos partían de un incremento mínimo del 3,1% y los empresarios ofrecían un máximo del 3%. Sin embargo, los escollos parecen haberse disuelto tras la llegada del Pedro Sánchez a la presidencia del Gobierno.

Ahora solo queda que los órganos de dirección de CEOE-Cepyme y de los sindicatos CC OO y UGT ratifiquen oficialmente este acuerdo para tres años.

Archivado en:

Outbrain