X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Galán cree que la política energética del Gobierno de Sánchez “irá en la buena dirección”

El presidente de Iberdrola aplaude la decisión de apoyar el objetivo del 32% para renovables Califica de “muy capaz” a la nueva ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera

El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, junto a los Reyes de España en la exposición Recovered Memories en Nueva Orleans

El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ha respaldado al Gobierno de Pedro Sánchez en su decisión de unirse al Parlamento y la Comisión Europea de fijar en un 32% el objetivo de producción de energías renovables en 2030 en la Unión Europea. En unas declaraciones a la prensa tras la inauguración en Nueva Orleans de la exposición Recovered Memories, sobre el papel de España en la Revolución Norteamericana, que ha organizado la compañía, Galán ha apoyado el reciente cambio de Gobierno en España argumentando que “nuestras instituciones funcionan”. Según sus palabras, “ha habido un cambio de un gobierno por otro gobierno, el nuevo está funcionando con plena normalidad y los españoles lo hemos tomado como parte de la normalidad democrática. Es para sentirnos orgullosos del país que tenemos”.

Respecto a la nueva ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, a la que dice conocer desde hace mucho tiempo, la calificó como “una persona muy capaz, que ha demostrado a lo largo de su trayectoria un gran compromiso con los problemas medioambientales. Está montando su equipo y estoy seguro de que irá en la buena dirección”. El presidente de Iberdrola, cuyo enfrentamiento con el antecesor de Ribera, Álvaro Nadal, era público y notorio, defendió las primeras decisiones de la ministra de apoyar las directivas energéticas del llamado paquete de inverno sobre las que, subrayó, “había dudas del anterior Gobierno sobre este tema”. Parafraseando a Ban Ki Moon, Galán dijo que “para el planeta no hay un plan B, porque no hay un planeta B”.

Preguntado por las medidas proteccionistas que pretenden el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, Galán dijo que son decisiones que no tienen trascendencia para Iberdrola, pues el negocio que tiene en el país, a través de su filial Avangrid, “está muy ligado a la regulación de los distintos estados, por tanto, no es de compra de mercancías en el exterior. Funcionamos con la regulación de Connecticut, Massachusetts, New Hampshire o de Maine, y de las llamadas obligaciones de renovables en los distintos estados”. Sí tuvo una gran influencia en su negocio la bajada de impuestos del año pasado en Estados Unidos, que, según Galán, permitió a la compañía “dar un resultado francamente bueno”.

Recientemente, Iberdrola, que está presente en 27 estados, ha cerrado un acuerdo para importar electricidad de Canadá a Massachusetts para los próximos 20 años, lo que implica la construcción de una red de alta tensión, con una inversión de más de 1.000 millones de dólares y ha ganado un concurso para construir y operar en el primer parque eólico marino que se hace en Estados Unidos, de 800 MW, también en la costa de Massachusetts, al que destinará 3.000 millones de dólares. Según avanzó Galán, Lousiana podría ser el número 28: “Me ha comentado el subgobernador del estadohay una zona que tiene un gran recurso eólico, la estudiaremos, la miraremos”, concluyó.

Con una capitalización en la Bolsa de Nueva York de 16.000 millones y unos activos disponibles de 31.000 millones de dólares, es el tercer productor eólico del país y cuenta con dos líenas de negocio: Avangrid Network, un grupo de ocho empresas de gas y luz con una cartera de 3,2 millones de clientes en Nueva York y Nueva Inglaterra, y Avangrid Renovables, con una capacidad instalada de 7.000 MW.

Archivado en:

Outbrain