X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Exceltur reclama aplicar con más intensidad la reforma laboral

Solicita que las empresas se puedan descolgar de convenio con mayor facilidad Pide la aplicación de ERES suspensivos cuando haya descenso de demanda

José María González, presidente de Exceltur y consejero delegado de Europcar.

La reunión de las camareras de piso con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, denunciando las malas condiciones de trabajo que sufren y los bajos salarios que cobran, ha escocido entre las empresas del sector turístico. El lobby Exceltur, que reúne a 21 empresas de las más importantes de esta industria (Amadeus, Globalia, Hotelbeds, Iberia, Meliá, NH, Renfe o RIU, entre otras), presentó esta mañana un informe, en el que rechazaba la estigmatización del turismo como generador de empleo precario y mal pagado. “No debemos aceptar una visión que contamina y distorsiona la imagen del sector, que ha sido el gran bastión del empleo durante la crisis en un entorno de competencia desleal con la aparición de los pisos turísticos”, recalcó José María González, presidente de Exceltur y consejero delegado de Europcar, durante la presentación del informe. Entre 2009 y 2016, el empleo en el sector turístico creció un 13,4%, mientras que la media en España bajó un 6,20%, según los datos de Exceltur. En total hay 2,5 millones de ocupados, un 13,3% del total en España. En el otro lado, el sector acumula un excesivo nivel de temporalidad (35,2% del total, 10 puntos más que la media nacional) y de empleo a tiempo parcial (27,2%, 15 puntos más que la media nacional).

Pese a ello, las recomendaciones finales del informe para que el sector siga generando empleo pasa por un endurecimiento de las condiciones fijadas en la reforma laboral aprobada en 2012 en tres aspectos: flexibilidad interna, contrato a tiempo parcial y contrato de formación. En el primer aspecto, el lobby exige elevar hasta el máximo fijado por ley (10%) la distribución irregular de la jornada de trabajo para adaptarla a las necesidades de la empresa, la sustitución de categorías profesionales por grupos profesionales para facilitar la polivalencia, aplicar ERES suspensivos (el contrato queda suspendido hasta la finalización del expediente) para adecuar el empleo a las oscilaciones de la demanda, facilitar el descuelgue del convenio colectivo a empresas y priorizar el convenio de empresa (generalmente menos proteccionistas) que el sectorial.

En cuanto al contrato a tiempo parcial considera que es una herramienta muy buena para lograr la inserción laboral de colectivos con dificultades para emplearse, como jóvenes menores de 35 años y mujeres por encima de los 45 años. De hecho, el informe apunta que sin empleo ligado al turismo, la tasa de paro de los jóvenes con estudios primarios subiría del 46,2% al 57,7%, mientras que en el caso de los estudios secundarios subiría del 31,2% al 46,6%. Asimismo considera que los contratos a tiempo parcial “suponen una forma de conciliación con la vida personal, ya que el 88,1% de los contratados con esta modalidad en el turismo no está buscando otro trabajo para completar su jornada”. También exige fomentar el contrato de formación y aprendizaje, “bajo sistemas basados en el modelo dual”.

El informe también rebate la creencia de que los salarios que se pagan en el sector son malos e inferiores a la media. Así constata que el salario medio de la hostelería se sitúa en 9,6 euros por hora trabajada y sube hasta los 10,1 euros en el caso del turismo, por encima o alineados con algunas profesiones del sector servicios como vendedores en comercios (10,1), operadores de telemarketing (8,5), expendedores de gasolina (8,7) y cajeros o taquilleros (8,4).

Archivado en:

Y además:

Outbrain