X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

Antonia Conde: “Es un momento difícil para seleccionar dónde invertir”

La responsable de gestión de activos de Renta 4 considera que "la volatilidad ha sido buena para poner orden en ese aumento de riesgo que se está produciendo"

Tras formarse en España y Reino Unido y trabajar en la Cámara de Comercio de Madrid, Toni Conde, como es conocida en el sector, entró en Renta 4 en 2004 como gestora de activos y análisis de fondos internacionales. En 2006 pasó a ocuparse de la gestión discrecional de carteras de fondos, selección de fondos internacionales y ETF o de supervisar el cumplimiento normativo en la gestión. Conde está empeñada en que “el inversor tenga una relación más estrecha con las entidades y que no tema preguntar antes de tomar una decisión para su dinero”.

Llevan tiempo trabajando para adaptarse a Mifid 2. ¿Creen que la nueva normativa es positiva para el pequeño inversor?

Se va a ir viendo con el tiempo, ya que no es algo que se perciba de la noche a la mañana. También es cierto que los inversores se van a tener que acostumbrar a dar más información a sus entidades ya que nos exigen conocer mejor a los clientes para poder ofrecerles un mejor servicio.

En este proceso de conocer mejor al cliente y dado el actual escenario de tipos de interés, ¿han notado que el inversor esté más dispuesto a asumir más riesgo?

Con la subida de los mercados hasta mediados de enero y con los tipos cero sí se ha percibido que los minoristas se relajaban y al final acaban por atreverse a entrar en activos que antes no barajaban. Y ahí es importante la labor de las entidades financieras de contarle al cliente también los riesgos, porque el inversor normalmente guía sus decisiones por la rentabilidad que quiere obtener, sin pararse mucho a pensar que puede conllevar pérdidas.

¿Y con la llegada de la volatilidad de los últimos meses?

La volatilidad ha sido buena para poner orden en ese aumento de riesgo que se estaba produciendo. Afortunadamente, al final los asesores sí consiguen contener a parte de los clientes que quieren más rentabilidad sin ser conscientes de las consecuencias en riesgo. Llevamos diez años de subidas consecutivas y, por lo tanto, no hay que confiarse. El aumento de la volatilidad ha servido de recordatorio de que los mercados caen.

Y para este escenario, ¿qué tipo de fondos de inversión se están recomendando?

Quizás no sea el mejor momento para invertir porque venimos de unos mercados que han dado rentabilidades positivas en los últimos años y las valoraciones de los activos actualmente son exigentes, no hay activos en general especialmente baratos. En un contexto como el actual no hay activos sin riesgo y para el minorista, que normalmente es conservador, simplificas en renta fija a corto plazo denominada en euros. Ahí, aunque puede haber rentabilidad negativa, y eso se lo tienes que transmitir al cliente, las probabilidades de pérdidas a 12 meses son menores. A cambio, las rentabilidades potenciales tampoco son muy atractivas. El cliente tiene que estar de acuerdo con eso porque no hay muchas más opciones.

Decía que no es buen momento para invertir… ¿y para ahorrar?

Siempre es buen momento, otra cosa es que quizás no sea el mejor para acomodarse o confiarse a la hora de invertir. O sea, es un momento difícil para seleccionar dónde invertir. Bastante difícil. Dicho esto, a cualquier inversor o ahorrador que decida en este momento buscar soluciones para su dinero lo que le recomendaríamos es que busque mucha información. Que lo haga online, que venga a nuestra entidad o que vaya a otra, pero que contraste opiniones porque siempre hay que planificar cómo utilizar esos ahorros. Hay que perder el miedo a preguntar, hay que ir a su asesor, a su persona de confianza en el banco o a otros intermediarios financieros para contarle qué está buscando y que te orienten porque lo más difícil ahora es seleccionar donde poner el dinero. No hay una respuesta única.

¿Cree que los clientes utilizan suficientemente el asesoramiento?

Mi percepción es que como en la industria hablamos en ocasiones un vocabulario difícil de entender, los clientes a veces no quieren preguntar porque quizás no comprendan lo que les estamos contando, pese a que hay un esfuerzo por parte de las entidades para comunicar mejor. De todas formas, creo que ni el cliente tiene por qué hacer lo que le diga el asesor, ni este, si no conoce sus motivaciones, debe señalarle exactamente dónde invertir.

¿Se recomiendan más productos de la casa o de terceros?

No hay cuotas ni guías hacia fondos de Renta 4 o de otras gestoras. Y, en la práctica, lo que ocurre es que cuando los mercados suben, suele haber mayor porcentaje de inversiones hacia fondos de otras gestoras. La razón es que en arquitectura abierta hay mayor especialización. En cambio, cuando los mercados tienen más volatilidad, sí suele haber un traslado de activos hacia fondos de Renta 4 Gestora, porque tenemos fondos, especialmente en la parte más conservadora, que lo hacen muy bien, y son muy competitivos en comisiones de gestión. Incluso en los fondos perfilados preferimos ser conservadores en cada perfil, evitar caídas antes que participar en oportunidades con un riesgo superior. Es el estilo generalizado en la casa. En momentos de volatilidad somos de las gestoras que tomamos más protagonismo.

¿Qué tal está funcionando la plataforma de ETF que lanzaron recientemente?

En España se está esperando a ver si se aclara el tema de la traspasabilidad –no tributar en los traspasos como si fueran fondos de inversión– y si las entidades lo desarrollamos. No obstante, percibimos que el volumen en inversión se ha incrementado y que el inversor está muy abierto a utilizar la gestión pasiva de forma muy activa. Han entendido que los ETF son muy útiles para ser rápidos, optimizar costes y hacer gestión activa a pesar de que sea un instrumento pasivo.

Archivado en:

Y además:

Outbrain