Aernnova crecerá con la compra de empresas del sector aeronáutico

El grupo facturá más de 700 millones este año por la mayor demanda de aviones

Su presidente aparca la salida a bolsa hasta consolidar el nuevo accionariado

Estructuras fabricadas por Aernnova.
Estructuras fabricadas por Aernnova.

El fabricante de estructuras aeronáuticas Aernnova crecerá por la vía inorgánica con la compra de empresas del sector. El año pasado, el grupo que preside Iñaki López Gandásegui adquirió la compañía estadounidense Brek, con planta en Califonia y suministrador del constructor de aviones Boeing. La empresa con sede en Miñaño (Álava) continuará con esta estrategia, según ha manifestado este jueves Gandásegui en una conferencia en Bilbao organizada por Deusto Business Alumni y PwC.

Las nuevas filiales también pudieran proceder de Estados Unidos, donde Aernnova quiere aumentar su base industrial para reforzar su relación con Boeing.

Gandásegui ha analizado las buenas perspectivas de la industria aeronáutica para los próximos 20 años. El incremento de los vuelos comerciales y la demanda del sector de la Defensa elevará el volumen de pedidos a 35.000 nuevos aviones. La flota mundial está integrada hoy en día por 20.500 aviones. 

Con estas perspectivas, Aernnova prevé superar en 2018 la facturación de 700 millones del ejercicio anterior. El presidente de la corporación con sede en Miñano (Álava) ha descartado la salida a Bolsa a medio plazo, como mínimo a más de dos años vista. Aernnova ya estudió en 2016 su estreno en el parquet pero congeló el proyecto por el Brexit.

Iñaki López Gandásegui ha priorizado la consolidación del actual accionariado, del que salió el fondo suizo Springwtaer. En 2017 entraron nuevos accionistas. Entre ellos el fondo Torreal de Juan Abelló con el 13% y Peninsula con el 10%. Esta es la sociedad promotora de Javier de la Rica y Borja Prado.

También tomaron posiciones en el capital de la empresa vasca los fondos Towerbrook con el 38% de las acciones y ANV con el 13%. El equipo directivo, con Iñaki López Gandásegui al frente, mantiene un 26%. Como no hay un accionista mayoritario, "el consenso es obligatorio", a juicio del presidente de Aernnova.

Aernnova logró en 2017 un Ebitda (beneficio bruto de explotación) de 133 millones. La deuda superó los 340 millones contabilizados en 2016 por la citada inversión en Brek y por el dividendo especial que Springwater recibió por su 47% en Aernnova.

Normas