Convertir cintas de vídeo

¿VHS, Beta, 2000? cómo convertir y subir a la nube tus viejas cintas de vídeo

Existen varias alternativas para poder recuperar nuestros viejos vídeos

Seguramente en los últimos años habrás pensado que tus cintas de VHS, Beta o 2000 y tu antiguo vídeo no eran más que un estorbo en el trastero de casa o en ese maletero del despacho. Pero van pasando los años, nos vamos haciendo más mayores, y comenzamos a mirar con nostalgia el pasado. Y lo que hasta ahora era algo viejo, se convierte en todo un túnel del tiempo que nos muestra cómo éramos hace años, para inmediatamente invadirnos el pánico a perder estos recuerdos con el paso del tiempo. Y la mejor manera de conservarlos es sin duda digitalizarlos para que puedan tener una nueva vida en nuestros dispositivos móviles y también en la nube.

Alternativas para convertir tus viejas cintas

Como es lógico para poder pasar las cintas a un medio digital lo primero que necesitamos es un vídeo compatible, es posible que tengáis uno en casa, pero es posible que con los años parados las gomas no estén en buen estado y no sea capaz de arrastrar la cinta apropiadamente. Pero partiendo de la base de que vuestro vídeo funciona correctamente, podemos buscar una herramienta para poder pasar los vídeos por ejemplo a nuestro ordenador portátil o de sobremesa. En tiendas como Amazon podemos encontrar digitalizadoras a buen precio, que se conectan al puerto USB.

Convertir cintas de vídeo
Este Kit permite convertir cintas de vídeo antiguas fácilmente

Las hay a muy buen precio y vienen preparadas para comenzar a digitalizar de forma inmediata. Esta se conecta a los conectores de salida de vídeo compuesto que hay en la parte trasera del vídeo, el cable envía el vídeo a la digitalizadora, que a su vez transmite la señal digitalizada al ordenador mediante el puerto USB. Trae un software con el que podemos editar fácilmente el vídeo para poder verlo en otros formatos posteriormente. Y esto es algo que podemos hacer con diferentes fuentes de vídeo, ya sea un VHS, Beta, 2000 o la videocámara con la que lo grabábamos todo.

También existen empresas especializadas en la conversión de estas cintas a digital, y que nos cobran un precio determinado por la conversión de cada cinta. Si tienes un reproductor y grabador de DVD doméstico, también puedes conectar el vídeo con un cable de euro conector a la entrada de vídeo del DVD, y comenzar a grabar la señal directamente. Luego sólo tienes que comprimir los DVD al PC para para poder subir el resultado a la nube. Con una app o aplicación como la de Google Fotos, sólo tendremos que elegir los videos convertidos de una carpeta para que estos se encuentren disponibles para siempre en la nube y accesibles desde cualquier dispositivo con conexión a Internet.

Normas