X
Privacidad y Cookies

Utilizamos Cookies propias y de terceros para ofrecer un mejor servicio y experiencia de usuario.

¿Permites el uso de tus datos privados de navegación en este sitio web?

¿Qué se busca en el coche para trabajar?

Esta modalidad cumple con unos requisitos muy específicos demandados por un público de lo más exigente

El renting de coches lleva años ganando adeptos. Todavía está lejos de las compras de particulares, pero sigue creciendo en una clara línea ascendente gracias a la posibilidad de cambiar de vehículo cada poco tiempo o a que gastos de reparaciones y mantenimiento ya están incluidos en la cuota mensual que se paga. Cada día más automovilistas se decantan por esta fórmula, pero la cuestión es: ¿qué se busca en un coche de renting? Para responderla, hay que tener en cuenta el público al que va dirigido, por norma general conductores que recorren una gran cantidad de kilómetros anuales.

Entre los puntos que mejoran el atractivo de un modelo, la comodidad es primordial, por lo que se valora un buen aislamiento acústico y la presencia de asientos ergonómicos. Dado que el kilometraje va a ser alto, se priorizan motores que combinen una potencia solvente con un consumo ajustado. Es clave que sean fiables porque los usuarios necesitan contar con su vehículo casi en todo momento. Por último, ha adquirido cada vez más relevancia la conectividad, puesto muchos clientes de renting son autónomos o profesionales liberales, por lo que su coche se convierte en una oficina móvil.

Todo eso se valora, pero que un modelo tenga más o menos éxito depende directamente de las marcas. Hay que tener en cuenta que el usuario firma el contrato con una empresa de renting, que le ofrecerá determinadas condiciones para cada automóvil en función de los acuerdos previos que haya establecido con el fabricante del vehículo.

Así, una política de precios atractiva con descuentos o promociones para que las operadoras los adquieran a mejor precio, rebajará la cuota que el usuario pague por ellos y, por ende, su popularidad. Otra causa, aunque quizá no tan directa, es la percepción que el público tenga de la marca: si se considera que ofrece una red de talleres y un servicio posventa de calidad, sumará puntos a la hora de tomar la decisión.

Archivado en:

Outbrain