Estrategia 2017

El Tesoro, última opción si se agota la hucha de las pensiones

Continuará con la sindicación bancaria y los bonos ligados a la inflación

El Tesoro, última opción si se agota la hucha de las pensiones
EFE

En 2017 España afronta vencimientos por importe de 185.000 millones (87.900 en deuda a medio y largo plazo). Para hacer frente a este escenario, elTesoro realizará una emisión bruta de 220.017 millones –un 0,6% por debajo de la efectuada un año antes– de los cuales 122.904 millones corresponderán a bonos y obligaciones. Descontados los vencimientos, la necesidad de financiación adicional (emisión neta) se situará en los 35.000 millones, mismo importe que el del pasado ejercicio. En la presentación de la estrategia de financiación para 2017, la secretaria general del Tesoro y Política Financiera, Emma Navarro, señaló como objetivos alargar la vida media de la deuda, continuar con el proceso de abaratamiento de los costes de financiación y diversificar la base de inversores.

El año pasado las emisiones netas cerraron 10.000 millones por debajo de lo previsto en un inicio gracias a “la buena evolución de los ingresos públicos y a la consolidación fiscal”, según indicó Navarro. Por tercer año consecutivo se redujo el coste de financiación, registrando un nuevo mínimo histórico y es de esperar que continúe esta tendencia, a pesar de que, tal y como reconoció la responsable del Tesoro, “desde el triunfo de Donald Trump los tipos han repuntado”. “No obstante, España cerró el 2016 sin incremento de las tasas” gracias a la política del BCE.

Préstamo de 8.000 millones

El desfase entre los ingresos y los gastos delEstado llevó en noviembre al Tesoro a recurrir una nueva estrategia: un préstamo bancario. Después de mantener conversaciones con los principales bancos nacionales, el organismo dependiente del Ministerio de Economía obtuvo un crédito a muy corto plazo de cerca de 8.000 millones para hacer frente a las amortizaciones de deuda y pagos de intereses por importe de 28.700 millones. Emma Navarro, secretaria general del Tesoro y Política Fiscal, señaló que el tipo medio de este préstamo es negativo. Hasta la fecha este tipo de situaciones se habían cubierto con emisiones regulares.

El precio medio de las nuevas emisiones en 2016 se redujo hasta el 0,61%, lo que lleva al coste de la deuda en circulación a caer al 2,19% al cierre del ejercicio, el más bajo de la historia del Tesoro. Estos mínimos han sido posibles incluso con la estrategia de emisiones a más de 10 años llevada a cabo el año ejericio. En lo que sí ha tenido un efecto directo las emisiones a plazos superiores a los 10 años ha sido en la vida media de la deuda en circulación que se sitúa en los 6,81 años, algo que permite “reducir el riesgo de refinanciación de la deuda del Estado y vulnerabilidad de la carga financiera ante una posible alza del precio del dinero”, apunta Navarro. Los bajos tipos de interés permitieron a España ahorrar 2.000 millones en 2016. Para este año, la secretaria del Tesoro rehusó hacer predicciones.

La responsable del Tesoro afirmó que prevé continuar con las emisiones sindicadas y de bonos ligados a la inflación, productos estos últimos que están teniendo una buena cogida en el mercado ante las expectativas de repuntes de los precios. En 2016 la financiación vía sindicación bancaria representó el 10,3% del total (22.879 millones). A través de esta fórmula el Tesoro lanzó cuatros nuevas referencias de nuevas obligaciones: dos de 10 años, una de 30 y la primera emisión sindicada a 50 años. De momento no hay fechas nuevas para esta clase de subasta aunque el Tesoro sondea constantemente el mercado en busca de oportunidades. Las emisiones ligadas a la inflación representaron el 6,5% del total de emisiones a medio y largo plazo (7.785 millones). En tres años, el Tesoro ha captado 28.544 millones en bonos y obligaciones ligados al IPC europeo y es junto a Francia, Italia y Alemania uno de los inversores de referencia.

Subastas para financiar las pensiones

A finales de 2016 el secretario de Estado de Presupuestos, Alberto Nadal, afirmó que en caso de agotarse la hucha de las pensiones (en la actualidad conserva 15.000 millones), la financiación correrá a cargo del Tesoro. Emma Navarro aseguró por activa y por pasiva que las pensiones están garantizadas “por la totalidad de ingresos públicos”. Ante la insistencia de los periodistas, la responsable del Tesoro señaló que es de prever que no se llegue a esta situación por el incremento de los ingresos públicos tras los buenos datos de afiliación a la Seguridad Social registrados en diciembre (2,18 afiliados por pensionista, el mejor dato desde 2012). No obstante, reconoció que “en último extremo, el Tesoro garantiza la financiación del Estado y de otras administraciones”.

Normas