Gastronomía

Amparito Roca triunfa entre los ejecutivos madrileños

Jesús Velasco traslada su restaurante de Guadalajara a la capital

Un rincón del salón del restaurante Amparito Roca, regentado por Jesús Velasco, en el barrio de Salamanca de Madrid.
Un rincón del salón del restaurante Amparito Roca, regentado por Jesús Velasco, en el barrio de Salamanca de Madrid.

En Guadalajara es una referencia gastronómica y desde que se mudó en el mes de septiembre a Madrid también lo está consiguiendo, ya que cada día cuelga el cartel de completo y se está convirtiendo en uno de los lugares preferidos de la clase ejecutiva para sus comidas de negocios.

 El secreto no es otro que la habilidad que tiene Jesús Velasco, cocinero y propietario del local, para conectar con los gustos de una clientela a la que, por encima de modas y tendencias, le gusta comer bien. Y para que nada le fallara en su debut en la plaza madrileña, tomen nota aquellos chefs que abren sucursales sin después atenderlas, ha cerrado durante un tiempo el restaurante de Guadalajara y se ha trasladado con todo su equipo a rodar en el nuevo local, el magnífico esquinazo de la calle Juan Bravo, que previamente acogió a Higinio’s.

La carta sigue fiel a su estilo, con la posibilidad de que el cliente, si lo desea, pueda confeccionar su propio menú por 47 euros (IVA incluido, bebidas aparte), con tres aperitivos de bienvenida, tres entrantes a elegir para compartir servidos en medias raciones individuales, un plato principal a elegir y un postre.

También ofrece la posibilidad de tomar un menú gastronómico de temporada (62 euros, incluye una selección de vinos), con aperitivos de escabeche de moluscos, pan de algas y espuma de mar; su clásica ensaladilla y un laminet de salchichón. Continúa con un repertorio de platos a base de ajoblanco con crujiente de torrezno, sardina ahumada y sorbete de tempranillo; tartar de atún, tapa de codorniz en escabeche de bonito, ceviche de pescado blanco y caballa, ensalada templada de chipirones sobre asadillo y algas frescas, arroz meloso trufado de rabo con pata y morro; o, si se prefiere, huevos rotos con pimientos y jamón, y steak tartar. El menú cierra con una infusión de hierbas de la Alcarria con frutillas y torta de almendrucos con helado de yogur y bizcocho de café.

Que nadie se vaya sin tomarel cafécon la teja. Obligado

En la carta tampoco faltan sus callos de siempre (22 euros la ración), que también se pueden tomar en media ración, opción que también sirve para algunos platos más, como las alubias pochas con un arreglo suave de fabada (19,50 euros) o la menestra de verduras con setas (19,50 euros). En temporada acostumbra a tener escabeche de caza (23,50 euros), los de Velasco realmente son un acierto, como también lo es la merluza que sirve ligeramente hervida en aceite y tostada a la plancha (23,50 euros). Entre las carnes, además de los clásicos solomillos, una opción es el cabrito frito en sartén.

La carta de vinos, correcta. Y que nadie se vaya sin tomar el café con la teja. Obligado.

Amparito Roca: Juan Bravo, 12. Madrid.

Teléfono 913 483 304.

Normas
Entra en El País para participar