Resaca del 'brexit'

El hundimiento de la libra envenena los mercados

Ahonda en sus mínimos de hace 31 años y golpea a la renta variable

Las casas de análisis coinciden en señalar que Reino Unido sufrirá una recesión

El hundimiento de la libra envenena los mercados

Se esperaba rebote tras la histórica sesión, en lo negativo, del pasado viernes. Sin embargo, la sombra del brexit es alargada y parece que la decisión del referéndum británico se quedará más tiempo martirizando a los mercados de toda Europa que, sumidos como están en la incertidumbre, no encuentran donde agarrarse.

Hoy, los parqués del Viejo Continente -incluido el español pese a su apertura ampliamente alcista con fuertes alzas tras conocerse los resultados de las elecciones generales- ahondaron en sus pérdidas y no consiguieron soportar la zona de mínimos del año marcada en febrero. Así, las Bolsas se enfrentan a un nuevo terreno desconocido de dominio bajista en el que los inversores intentarán adivinar cuál es el nuevo suelo que propiciará el rebote.

Y es que hoy los parqués del Viejo Continente vivieron una repetición, a menor escala, del pasado viernes negro. La libra sigue hundiéndose respecto al dólar y supera ya las previsiones más bajistas de las casas de análisis. Con una caída del 11,55%en apenas dos jornadas, la divisa británica toca mínimos de hace 31 años y contagia a todos los activos financieros que tienen la más mínima exposición a ella.

“Si la caída de la libra se sitúa entre el 10% y el 15%, los ciudadanos de Reino Unido verán como su poder adquisitivo se reduce en hasta un 3%, algo que se reflejará en una caída igual de la demanda real”, comenta Philip Rush, analista de Nomura.

Por su parte, desde Robeco consideran que la volatilidad generada por el brexit asolará los mercados durante meses y, por este motivo, señalan, “no apreciamos ninguna oportunidad de compra en renta variable”. Así Lukas Daalder, director de inversiones de Robeco Asset Allocation, indica que “es probable una recesión en el Reino Unido porque la incertidumbre mantendrá a raya el consumo y la inversión”.

Por su parte, en lo que respecta a Europa, el experto señala que “habrá que estar pendiente del aumento de las tensiones de ruptura”, al tiempo que considera como escenario probable el de un menor crecimiento en el seno de la UE, pero, al contrario que para Reino Unido, no una recesión.

El factor común entre las previsiones de las diferentes casas de análisis es la recesión de la economía británica. Así, Bank of America-Merrill Lynch apunta a que el brexit será el desencadenante de una nueva crisis en la economía de Reino Unido, pero que, al mismo tiempo, creará una “oportunidad de compra táctica a corto plazo de activos de riesgo dirigida por los mercados de crédito, una vez que el miedo pase y los políticos respondan”.

Los activos refugio ganan terreno

Por su parte, los valores que habitualmente ejercen de paraguas contra las tormentas bursátiles son los grandes beneficiados de esta incertidumbre que ahoga a los mercados. Así, el oro se anotó un 5%en apenas dos sesiones y cotiza ya por encima de los 1300 dólares. “Estimamos que podría llegar a los 1400 billetes verdes si se mantiene la incertidumbre y la Reserva Federal tarda en subir los tipos de interés”, indica James Butterfill, director del equipo de analistas de ETF Securities.

Por su parte, la deuda alemana a 10 años dobló el interés negativo que ofrecía el viernes para situarse hoy en el -0,109%, mientras que el franco suizo se anotó una subida del 2% en dos jornadas respecto al dólar.