Sucesión

Villar Mir nombra hoy a Tomás García Madrid CEO de OHL

El sustituto de Josep Piqué dirige Grupo Villar Mir desde 2002

Juan Villar Mir, nuevo presidente de OHL, junto a Tomás García Madrid, que será nombrado consejero delegado del grupo, y Juan Osuna, consejero delegado de OHL Concesiones.
Juan Villar Mir, nuevo presidente de OHL, junto a Tomás García Madrid, que será nombrado consejero delegado del grupo, y Juan Osuna, consejero delegado de OHL Concesiones.

El empresario Juan Miguel Villar Mir va a seguir, de algún modo, al frente de OHL sin acudir cada mañana al despacho. El veterano presidente del grupo de infraestructuras ha acelerado el anunciado proceso de sucesión y lo ha hecho apostando por el continuismo. Está previsto, según fuentes de toda solvencia, que junto a su hijo mayor en la presidencia, Juan Villar-Mir de Fuentes, dirija la compañía como consejero delegado Tomás García Madrid, tal y como avanzó CincoDías. La reunión del consejo de administración para aprobar ambos nombramientos está fijada para la jornada de hoy.

García Madrid es el verdadero hombre con mando en plaza junto al fundador de OHL. Además de dirigir Grupo Villar Mir desde 2002 como consejero delegado, es dominical en OHL desde 1996 en representación de la familia Villar Mir y forma parte de los órganos de decisión de importantes filiales y participadas de OHL, como OHL México, OHL Concesiones y Abertis.

El nuevo consejero delegado, cuy nombramiento está previsto en la jornada de hoy, superará a Josep Piqué en atribuciones

Ingeniero de Caminos, Canales y Puertos de formación, fue número uno de su promoción y se da la circunstancia de que uno de sus maestros fue el catedrático Villar Mir, que le captó de inmediato para su holding empresarial, que agrupa referencias como Fertiberia, Ferroglobe, Inmobiliaria Espacio u OHL. Además, el ejecutivo tiene un máster en administración de empresas por el Iese.

Tomás García Madrid toma el relevo de Josep Piqué como consejero delegado, aunque le superará en responsabilidades. Si el exministro de Asuntos Exteriores mandaba sobre la constructora del grupo OHL, pero no sobre el negocio concesional, el nuevo CEO tendrá máximas atribuciones sobre todos los negocios. Al frente de OHL Concesiones, principal generador de ebitda del grupo, figura Juan Osuna, que es consejero ejecutivo de OHL y hombre de la máxima cercanía durante años del nuevo presidente, Juan Villar Mir.

Las fuentes consultadas apuntan a otros relevos de segundo nivel en distintas áreas.

  • Los retos del nuevo tándem

Villar-Mir hijo y García Madrid deben acelerar la ejecución de un plan estratégico 2015-2020 que podría sufrir retoques, pero que en lo fundamental apunta a la concentración de la empresa en mercados estables de América y Europa.

También se ha buscado la diversificación del riesgo de construcción acudiendo a contratos pequeños y medianos para no depender exclusivamente de grandes obras. OHL ha tenido conflictos contractuales en los últimos años en Argelia, Turquía, Rusia, Arabia Saudí o Catar. Sus reclamaciones por impagos han llegado a superar los 1.000 millones de euros, lo que obligó a fuertes provisiones. En la actualidad sigue reclamando en vía judicial o arbitrajes 341 millones a distintos clientes.

Otro frente de actuación es el de la deuda. Juan Miguel Villar Mir avanzó en la junta de accionistas celebrada el pasado martes que se buscará la amortización de un bono con vencimiento en 2020 y un saldo de 262 millones, así como la refinanciación de otras dos remesas, con fecha de expiración en 2022 y 2023, respectivamente, y con un volumen conjunto de 717 millones. Esta última operación se antoja más compleja por cuanto se debería pagar una fuerte prima a bonistas que hoy gozan de un cupón del 5'5% y el 7%.

La deseada vuelta al Ibex, aparejada a un incremento de la capitalización; la recuperación del investment grade de las agencias de calificación Moody's y Fitch, y la recuperación de un mayor volumen en el dividendo, son otros importantes retos a corto plazo.

A nivel operativo, las tareas de la nueva dirección incluyen el incremento en el rendimiento del negocio de construcción, donde OHL declara un margen bruto de explotación del 4,6%, en la media de las grandes constructoras españolas. También se busca acelerar el crecimiento de OHL Industrial (325 millones de facturación en 2015 tras un incremento del 50%), para la que se busca un socio que aporte volumen y experiencia, y el de OHL Servicios (199 millones en ventas tras un ascenso del 38%).