La jefa de la patronal llama al sector a tomar medidas

El desafío de la rentabilidad menguante del seguro del coche

La patronal recuerda que los últimos datos son “muy comprometidos”

El 40% de las compañías de auto está perdiendo dinero con este segmento

Pilar González de Frutos, presidenta de Unespa, en la inauguración de la Semana del Seguro.
Pilar González de Frutos, presidenta de Unespa, en la inauguración de la Semana del Seguro.

El sector asegurador se enfrenta a un importante desafío para el ejercicio 2015: esquivar las pérdidas en el que es su mayor negocio en España, los seguros de automóviles. El incremento de las indemnizaciones a las víctimas de accidentes de tráfico y el mayor uso de los vehículos va a comprometer la rentabilidad de este negocio. “Este no va a ser un año fácil”, recordó ayer la presidenta de las patronal del sector (Unespa), Pilar González de Frutos.

Las pólizas de coberturas para automóviles son el segmento en que más competitividad existe en la industria. Con la crisis económica, este negocio se contrajo un 20%: menos coches, coberturas más simples (adiós al todo riesgo) y precios a la baja. Sin embargo, el menor uso de los automóviles compensó la caída al producirse menos accidentes, y las aseguradoras consiguieron mantener los beneficios.

“El mayor reto al que se enfrenta el sector en el corto plazo es mantener la rentabilidad en la cuenta técnica del seguro de automóviles”, apuntó De Frutos durante su intervención en la inauguración de la vigésimo tercera Semana del Seguro. “La situación es muy comprometida, sobre todo en el ámbito de la responsabilidad civil”.

Balance de fin de mandato del regulador

La directora general de Seguros y Fondos de Pensiones (DGSFP), Flavia Rodríguez Ponga, defendió ayer la labor supervisora del sector asegurador, que ha funcionado “a la perfección” en los últimos cuatro años. Rodríguez Ponga accedió al cargo el enero de 2012.
Durante su intervención en la inauguración de la Semana del Seguro, Rodríguez Ponga recordó que en este periodo la DGSFP ha trabajado “con total compromiso, esfuerzo y dedicación” y la supervisión ha cumplido con su principal objetivo: “que el sector asegurador funcione adecuadamente”.
Y lo ha hecho “gracias a la labor de todas las personas que trabajan en la Dirección General de seguros”, un trabajo en equipo que se ha articulado en grupos de trabajo multidisciplinares, en el que “nosotros mismos nos hemos ido formando”, con un esfuerzo y una dedicación que agradeció.

“Si bien el parque crece poco, el uso del parque crece con más intensidad y esto incrementa la siniestralidad”, añadió González de Frutos, quien hizo hincapié en que este ejercicio va reclamar “toda la flexibilidad, el dinamismo y la imaginación de los gestores del negocio de autos”.

La métrica que utilizan las compañías de seguros para evaluar el rendimiento de una línea de negocio es el ratio combinado. Este cociente compara el dinero ingresado al vender pólizas, con los gastos de explotación y las indemnizaciones abonadas por los accidentes. Si el ratio está por debajo del 100%, todo va bien, pero si lo supera es indica que el segmento está perdiendo dinero. En el caso del seguro de autos, en 2015 la métrica sobrepasó el 100%, y ya hay un 40% de compañías españolas que está registra pérdidas en el segmento.

La presidenta de Unespa destacó otros dos retos que la industria debe afrontar durante este ejercicio. El primero de ellos es la entrada en vigor de la nueva normativa sobre requerimientos de capital, vigente desde el pasado 1 de enero. “Que los aseguradores apliquemos Solvencia II nos hace merecedores del reconocimiento por haber puesto en marcha un sistema de solvencia mucho más exigente y fiable que casi cualesquiera otros que existen en el mundo para el ámbito financiero”.

El otro desafío que augura la patronal del seguro para este ejercicio es luchar por la igualdad en el ahorro, ya que la distancia entre ricos y pobres “se ha vuelto más pronunciada”. “No favorecer el ahorro a largo plazo genera desigualdad”, ha sentenciado.

El reto de la adaptación

Tras la presentación de Pilar González de Frutos, varios altos directivos del sector avanzaron sus previsiones sobre cuáles son las principales tendencias del mercado. El consejero delegado de AXA en España, Jean-Pault Rignault, explicó que el sector asegurador se enfrenta a un nuevo entorno donde el mercado es disruptivo y el riesgo no radica en el cambio, sino en la no adaptación al mismo. Estos cambios, que afectan directamente al modelo de negocio de las compañías aseguradoras y se centran en la transformación tecnológica, deben ser explicados a los clientes con mensajes de confianza y estabilidad, ha subrayado Rignault.

En ese sentido, el consejero delegado de Generali España, Santiago Villa, señaló que esta necesidad de transformar ha afectado a la modificación interna de áreas que “hasta ahora nunca se había necesitado”. Las principales áreas de las aseguradoras que se han visto afectadas por cambios basados en la transformación digital son “la experiencia del cliente, la gestión de los siniestros y el acceso a la información”.