Asegura que no ha deducido "nada muy concreto" sobre la intención del Rajoy

Almunia: el Eurogrupo tiene la última palabra sobre las condiciones del rescate

Bruselas quiere dejar claro en manos de quién está imponer condiciones para el rescate de España. No será el BCE ni la Comisión Europea, sino los propios Gobiernos europeos. El comisario de Competencia, Joaquín Almunia, ha subrayado que serán el Eurogrupo el que "tendrá la última palabra".

Mientras Mariano Rajoy sigue dándole vueltas al rescate de España, el resto de actores implicados van enseñando sus cartas. El comisario de Competencia y vicepresidente de la Unión Europea, Joaquín Almunia, ha subrayado que serán los gobiernos de los países que forman parte del Eurogrupo los que finalmente "tendrán la última palabra" sobre la imposición o no de nuevas condiciones a España en el caso de que el Gobierno de Rajoy decidiera pedir el auxilio.

En declaraciones a la Cadena SER, el comisario ha recordado que el último acuerdo de los jefes de Estado y de Gobierno de la UE dice que se puede decidir la intervención para reducir las tensiones en los mercados de deuda a petición del Estado que este sufriendo esas tensiones y quiera desencadenar esa intervencion, que deberá ser realizada sobre la base de un memorándum de entendimiento que fijará una serie de condiciones.

"Eso es explícito, está escrito y acordado... A partir de ahí, quién deba interpretar cómo son los términos de ese memorándum de entendimiento... tiene que ver la Comisión Europea, por supuesto, tendrá que ver el Banco Central Europeo (BCE) y tienen que ver también, que tienen la ultima palabra de nuevo, los gobiernos de los estados miembros del Eurogrupo", precisó Almunia.

No obstante, el comisario de Competencia apuntó que "no ha deducido nada muy concreto" respecto a las intenciones del presidente del Gobierno español de pedir o no el rescate y subrayó que "hay que tener la cabeza muy fría" y valorar cuál es la mejor decisión.

"No hay decisiones fáciles ni claras en las que todo sea negro o todo sea blanco (...) Los plazos van a depender de la evolución de nuestra propia situación económica, si se puede acceder a los mercados", apuntó Almunia.