¿Cobraré por mis preferentes? Lo que tendría que haber sabido

¿Cobraré por mis preferentes? Lo que tendría que haber sabido

Ríos de tinta han corrido sobre el problema que han ocasionado las preferentes en gran cantidad de inversores, los cuales en muchos casos no han recibido información suficiente para la contratación de dichos productos, ya que la venta de este tipo de productos, se hizo mostrando solamente la rentabilidad del mismo.

Aunque se puede debatir largo y tendido sobre los que en su día estaban informados y ahora se les ha olvidado, o si un producto ofrece más rentabilidad que otro similar, por algo tendrá que ser, ya la sabiduría popular recoge el refrán “nadie da duros a 4 pesetas”, no obstante no es el tema que nos centra en este artículo.

Uno de los objetivos de este artículo, aunque muchos lectores ya lo conocerán, es mostrar el orden en que los distintos inversores recuperan el dinero a la hora de liquidar una compañía. Este tema hace 5 años parecía totalmente irrelevante, ya que vivíamos en un mercado que parecía exento de riesgos, pero ahora vuelve a ser un tema crucial conocer este ranking, por tanto el orden de cobro es el siguiente:

Otro tema capital a la hora de realizar una inversión es el rating de la deuda que queremos adquirir, el cual lo otorgan distintas agencias de calificación. La tabla adjunta muestra los distintos tipos de calificaciones y lo que significa cada una de ellas:

Una de las formas de ver las diferencias de riesgo entre distintos productos, es la rentabilidad que ofrecen cada uno de ellos, a mayor rentabilidad mayor riesgo, esta opción es más engorrosa a la hora de homogenizar los distintos plazos para compararlos. Una opción más sencilla es ver el distinto rating que le dan a los distintos tipos de deuda las agencias de calificación. En la imagen adjunta podemos ver como las agencias dan distinta calidad crediticia en función del activo.

Celso Otero

Gestor de Fondos en Renta 4 Banco

@celsootero

Comentarios

Vaya, vaya... ya nos vamos interesando por esas agencias de calificación opacas, que nadie controla, que no se sabe muy bien en que negocios están metidas ni a que intereses obedecen..., que siempre se equivocan, en las que nadie cree... pero que como han calificado a la deuda española y de las empresas españolas de bono basura o poco menos, tenemos que pagar intereses desorbitados por que nos presten dinero... si es que nos lo prestan. Y ahora que nuestro sistema financiero se convierte en un oligopolio de "cuatro" que podrán pagar intereses de pena en depósitos y que cualquier otro producto bancario queda al pairo de la solvencia de las entidades financieras, pues nos tendremos que convertir en expertos en esos ratings e interesarnos por cuáles son las entidades que lo tienen más alto... y recuerdo que ninguna entidad bancaria española se aproxima siquiera a AAA (claro que siempre podemos pensar que AAA es el rating es el que tenía Lehman Brother's el día que petó)
Desde luego las Preferentes lo tienen muy negro, porque son productos muy expuestos y sin ningún tipo de salvación. Las acciones de bolsa están en el mismo caso... pero los demas productos no se por qué esa obsesión por crear un estado de alarma, que en muchos casos no tiene sentido, sobre todo para productos que tienen una rentabilidad mínima de como máximo un 5%.
El tema no es si "cobraré por mis preferentes". El tema es si "ME DEVOLVERÁN MI DINERO". Algunas entidades daban intereses muy discretos, de acuerdo con la premisa engañosa que eran "depósitos 100% seguros". ¿Quién iba a sospechar a un interés del 2,5 %? Así que pretender ahora hacer ver lo contrario me parece algo menos que calumniante y un insulto a la verdad.Por otro lado, dicen que Bruselas impone. ¿Quién en Bruselas? ¿Qué oficina? Las instituciones de la UE parecen un ente abstracto con el que nos escudamos a la hora de decir que en nuestro país nada ha funcionado: ni la CNMV, ni el Banco de España ni ningún regulador. Y si pretendemos que desde Bruselas nos arreglen el tinglado, mejor pongámonos a llorar. Porque a mayor distancia, menor entendimiento.
Y la valoración de la preferentes en el supuesto mercado SEND sigue bajando día a día. ¿Y quién provoca esa caída? Pues los mismos que están proponiendo un % de devolución del nominal de las preferentes del 33% de su valor nominal. Por qué si se cre el banco malo, la contabilidad de, por ejemplo, Bankia quedaría perfecta, no? Entonces la valoración de las preferentes de´bería ser del 100%. Pues no, la mentira y la especulación al poder...
Normas