Sufrirá este ejercicio un descenso de la producción cercano al 10%

El sector se prepara para otro año de fuertes caídas de producción

El sector de la construcción sufrirá este ejercicio un "descenso nominal" de la producción cercano al 10%, hasta situarse en torno a los 123.000 millones de euros, con retrocesos en todos los segmentos de actividad, donde la caída más significativa se concentrará en la obra civil, con una contracción del 20%, según un estudio elaborado por la consultora DBK.

El informe, que analiza la situación productiva del sector de la construcción, que sufre su quinto año de caídas, pronostica que la actividad constructora seguirá "viéndose penalizada" los próximos años por la disminución de la inversión pública en infraestructuras y la desfavorable situación económica, donde se diagnostican "descensos de la producción", tanto en el segmento de la obra civil como en el de la edificación.

De este modo, desde el máximo de 2007 el tamaño del sector se ha reducido un 40%, según los cálculos efectuados por DBK. El ajuste se concentrará especialmente en los trabajos de obra civil, mientras que el descenso de la edificación será de nuevo inferior al 5%. En relación al año precedente, el valor de los trabajos de construcción en España mantuvo la tendencia a la baja registrada en los tres ejercicios anteriores, registrando un retroceso del 8%, hasta sumar 136.000 millones.

Según el análisis de DBK, todos los segmentos de actividad "contabilizaron tasas de variación negativas", si bien destacó la caída registrada en la obra civil, que el estudio asocia a las restricciones presupuestarias. Así, el valor de la producción disminuyó un 16% en 2011, situándose en apenas 41.500 millones.

Menos empresas

El crac inmobiliario y los fuertes ajustes presupuestarios que han castigado la obra civil han modificado por completo la fisionomía del sector. En enero de 2011 estaban registradas 94.210 constructoras, excluyendo las firmas sin asalariados, un 9% menos anual.