Contará con una moratoria de 10 años

Guindos: el tipo de interés del rescate rondará el 3%

El ministro de Economía Luis de Guindos ha intervenido ante la escuela de negocios IESE para defender las reformas aprobadas por el Gobierno en los últimos días. También ha aprovechado la ocasión para informar de que el tipo de interés exigido al rescate rondará el 3% y dispondrá de una moratoria de 10 años.

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha intervenido ante la escuela de negocios IESE para explicar la situación que atraviesa la economía española caracterizada hasta el momento por una burbuja inmobiliaria, importantes desequilibrios macroeconómicos, elevado nivel de endeudamiento del sector privado y falta de competitividad. Todo ello ha llevado a una situación potencialmente explosiva que requiere una corrección a través de dos acciones fundamentales: el ajuste de las cuentas públicas y el saneamiento del sector bancario.

Guindos ha querido aprovechar la ocasión para señalar que el interés que se exigirá a España por el rescate bancario rondará el 3% y contará con un "periodo de gracia" de 10 años.

El responsable de Economía ha señalado que es imprescindible un ajuste en las cuentas públicas y más después de que el déficit público haya alcanzado el 8,9%. Según Guindos es necesario reducirlo porque se debe transmitir la señal de que las cuentas son sostenibles. El objetivo último de todas las reformas aprobadas es obtener financiación y garantizar las viabilidad a medio plazo. La alternativa no es otra que la no financiación, ha recalcado.

La segunda piedra angular sobre la que reposa es el saneamiento y recapitalización del sistema bancario. Guindos espera que el próximo 20 de noviembre se firme el memorandum que permitirá la inyección de 100.000 millones al sistema financiero. La coyuntura que vive en la actualidad la banca es consecuencia del elevado nivel de endeudamiento y la exposición al sector inmobiliario que en apenas seis años se ha multiplicado por cuatro. No obstante, Guindos ha matizado que son solo una serie de entidades, la mayoría de ellas ya nacionalizadas, las que presentan problemas. Junto al saneamiento el objetivo que persiguen las medidas respecto a la banca es reinstaurar el crédito ya que sin él es imposible el crecimiento.

A partir de estos dos puntos con los que corregir los desequilibrios vienen en resto de reformas que buscan garantizar la supervivencia del estado de bienestar.

A pesar del oscuro panorama que se cierne sobre Europa, epicentro en la actualidad de la crisis, Guindos ha señalado que el conjunto de la eurozona está mejor posicionada que Reino Unido o EE UU con un superávit externo y un 4% de PIB.