Bankia desglosa sus nuevas necesidades de capital

La entidad provisiona 5.500 millones para crédito no inmobiliario

La provisión de potenciales minusvalías en su cartera crediticia no inmobiliaria llevará a Bankia a provisionar 5.500 millones de euros, lo que llevará, según el banco, a una cobertura del 12,6% del total de su cartera.

La nota remitida por Bankia a la CNMV recoge el desglose de las nuevas necesidades de capital afloradas, para totalizar los 19.000 millones que pedirá al FROB.

Al margen de las provisiones sobre activos inmobiliarios y crédito a promotores, de 12.745 millones, el Grupo BFA "ha realizado una revisión en profundidad del resto de la cartera crediticia para adecuarla a un eventual escenario económico adverso".

De ese análisis resulta una dotación de 5.500 millones de euros. Según explica en la nota, los saneamientos acometidos en la cartera crediticia llevan al Grupo BFA-Bankia a una cobertura del 12,6% del total de su cartera.

Con carácter adicional a las anteriores provisiones, el Grupo ha llevado a cabo una revisión del resto de los activos en los balances de BFA y Bankia "con el objetivo de valorar la existencia de potenciales minusvalías latentes" en los mismos, en el contexto de la adecuación futura de la estructura financiera del Grupo y su acomodación a las posibles exigencias europeas sobre competencia.

De dicho análisis se deduce, según Bankia, la necesidad de unos saneamientos por importe de 6.700 millones de euros. Los activos afectados son, principalmente, la cartera de participadas (que se han puesto a valor de mercado) y los activos fiscales.