Seguirá informando desde su web

El diario 'Público' clausura su edición en papel

Los trabajadores del periódico han acordado no editar más números en papel y exigen a la empresa editora en un comunicado que cumpla con sus "pretendidos principios progresistas" y les ofrezca las "mejores condiciones posibles para su salida".

Un lector con un ejemplar del periódico Público
Un lector con un ejemplar del periódico Público

Los trabajadores del diario Público han acordado no no llevar a las rotativas ninguna nueva edición del periódico, que ya no volverá a los quioscos, aunque sí que seguirán informando desde su web. Los 160 trabajadores de la cabecera no publicarán ningún número más del diario en contra de la intención de la empresa, que había fijado en un principio el próximo domingo como el último día de vida del diario en su versión en papel.

Público.es tiene más de 5,5 millones de usuarios únicos, que la sitúan como la cuarta web de información general en España, según datos de OJD.

Mediapubli, la empresa editora de Público, no ha logrado conseguir los cerca de nueve millones de euros que necesitaba para mantener la edición impresa del rotativo. La editora presentó concurso de acreedores el pasado 3 de enero para intentar "salvaguardar el futuro del periódico". Tenían alrededor de un mes para reunir el capital, plazo que marca la ley para presentar un plan de viabilidad tras la suspensión de pagos, plazo ya expirado sin éxito.

El administrador concursal ha reunido este mediodía a la plantilla de la publicación, formada actualmente por 45 profesionales, y les ha propuesto publicar el periódico hasta el domingo. La plantilla del diario ya había pasado por un ERE, iniciado el pasado mes de septiembre y que concluyó con una treintena de bajas incentivadas y una rebaja salarial de los trabajadores.

Comunicado de los trabajadores

Los empleados de Público han emitido un comunicado donde lamentan el cierre de la edición de papel, y ha pedido a la empresa editora que cumpla con sus "pretendidos principios progresistas" y ofrezca a los trabajadores las mejores condiciones posibles para su salida.

Según afirman los trabajadores en el comunicado, la empresa les ha comunicado que la web se mantiene, pero bajo mínimos, y sin concretar en qué condiciones ni durante cuánto tiempo. "En este periodo de tiempo, independientemente del dinero que se nos adeuda, los trabajadores hemos mantenido la calidad del diario", aseguran. Por ello, piden a Mediapubli que también esté a la altura.