Algunas entidades refuerzan la cláusula suelo para blindarse frente al euríbor

Cerrojazo hipotecario: la banca sube los intereses mínimos al 4%

El suelo de las hipotecas, el tipo de interés mínimo que fijan las entidades financieras, reaparece con fuerza. Algunos bancos y cajas no se conforman con encarecer el coste de la financiación, sino que también se cubren las espaldas con suelos cercanos al 4% ante la nueva senda bajista que ha tomado el euríbor.

La banca encarece las hipotecas
La banca encarece las hipotecas

La banca se ha atrincherado a la hora de conceder hipotecas. A la prolongada restricción del crédito y el reciente encarecimiento de la mayoría de los préstamos, se suma de nuevo el temido suelo hipotecario. Es la cláusula, muchas veces desconocida por los clientes, que fija un tipo de interés mínimo al margen de la tasa real que marque el índice de referencia euríbor. Tras una temporada en la que saltó la polémica por varias sentencias pioneras que anulaban la aplicación de esta cláusula por considerarla abusiva, algunas entidades financieras han decidido darle un empujón para contrarrestar la nueva caída del euríbor. Además, una orden ministerial de transparencia bancaria del pasado mes de octubre legitima su inclusión en los contratos hipotecarios.

El tipo hipotecario por excelencia ha retomado la senda bajista tras el recorte del precio oficial del dinero por parte del Banco Central Europeo (BCE) y ya se sitúa en el 1,84% al cierre de enero. Antes de que el nuevo presidente de la autoridad monetaria Mario Draghi aplicara la primera rebaja de tipos el pasado mes de noviembre, el euríbor estaba por encima del 2,1%. Aunque la moderación del euríbor aún no es suficiente para abaratar las hipotecas, ya que la tasa sigue siendo superior a la del año pasado, las entidades financieras no quieren arriesgarse ante unas previsiones que apuntan a más caídas, dado que los expertos no descartan nuevas bajadas de tipos este año.

Varios bancos y cajas ya han tomado cartas en el asunto y no solo han optado por elevar los diferenciales que añaden al euríbor -el coste de la financiación casi se ha triplicado en algunos casos-, sino que también se han lanzado a subir el suelo hipotecario hasta rozar el 4%. Se blindan así de los vaivenes del euríbor, impidiendo que los hipotecados se beneficien de unos tipos bajos. Además, la alta remuneración de los depósitos para captar liquidez de los particulares les obliga a prestar menos y más caro para reducir sus balances de cara a cumplir con las exigencias de solvencia.

En los últimos seis meses, varias hipotecas han retocado sus condiciones. La 'Hipoteca bonificada' de Sabadell Atlántico ha pasado de tener un suelo del 3% al 3,75%. Además tiene un tipo fijo del 3,90% el primer año y euríbor + 1,40% después, con tres productos vinculados.

Por su parte, la que hace bien poco era una de las mejores ofertas del mercado, la 'Hipoteca Activo Plus' de ActivoBank, ha duplicado el suelo del 1,50% al 3%. Este movimiento al alza se une al fuerte aumento del diferencial sobre el euríbor hasta el 1,25% desde el 1,10% anterior, lejos del 0,49% que en 2011 le brindaba un puesto de honor entre las hipotecas más baratas del momento.

En el caso del producto 'Cambio de hipoteca' de Banco Popular, destinada a la subrogación, el interés mínimo ha subido del 3% al 3,50%. a 'Hipoteca joven' de Bancopopular-e también ha subido el suelo del 2,30% al 2,75%.

El suelo más alto lo tiene actualmente la hipoteca joven de Unnim, en el 4,25%.Pese a estar dirigida a los jóvenes, normalmente con más dificultades para acceder a la financiación, no ofrece muy buenas condiciones. Además del suelo, tiene un tipo fijo del 4,75% durante los primeros 24 meses de carencia y exige la contratación de seis productos.

Pero desde HelpMyCash.com, el portal especializado en finanzas personales que dispone de un comparador de hipotecas, señalan que algunas personas aseguran haber firmado suelos del 4,95% en Cajasol y del 5,30% en Banco Popular-