El riesgo país se sitúa en 344 puntos básicos

La cumbre le cuesta un 5% al Ibex pero la deuda mejora

La semana posterior a la 'gran cumbre' que iba a resolver la crisis de deuda de la zona euro se ha saldado con pérdidas en las Bolsas. En concreto, el Ibex ha cedido un 5,16% en la semana y arrancará el lunes desde los 8.203 puntos, mientras que la prima de riesgo se ha moderado hasta los 344 puntos básicos.

La factura de la cumbre del futuro del euro se ha saldado con caídas del entorno del 5% en las Bolsas europeas y con la moderación de las primas de riesgo de España e Italia. El Ibex ha caído un 5,16% en la semana y se sitúa en los 8.203 puntos. Por su parte, el Cac francés ha caído un 6,31%, el Dax alemán un 4,76% y el Ftse un 2,57%.

Las Bolsas se enfrentaban en la última jornada de la semana a la cuádruple hora bruja, es decir, la jornada de vencimiento sobre futuros y opciones de acciones e índices, que suelen caracterizarse por una gran volatilidad. Los mercados europeos, que acogieron con optimismo las buenas subastas de deuda realizadas por España e Italia el jueves, y que se acompañaron además por unos buenos datos macroeconómicos en Estados Unidos, han sufrido una jornada venida a menos, que arrancaba con subidas de hasta el 0,80%, en el caso del Ibex, para girar hacia el terreno negativo y cerrar con una caída del 0,57% en el caso del selectivo español. El selectivo de París cedió un 0,88% y el Dax un 0,50%.

El acuerdo para un tratado intergubernamental entre los países de la zona euro para dotar a la unión de una mayor disciplina fiscal sirvió para relajar las tensiones en el mercado de deuda. Un mercado que acusa aún el rechazo de Berlín a elevar la cuantía del fondo de rescate o a implantar los eurobonos. Los diferenciales de deuda se han ido suavizando durante la semana, el riesgo país de España se sitúa en 344 puntos básicos, frente a los 359 con los que arrancaba la semana, mientras que el bono italiano se sitúa en 473 puntos básicos.

IBEX 35 6.648,60 -0,65%

Los inversores mantienen la cautela ante una previsible rebaja de la calificación de alguno de los países con triple A y se mantienen a la espera de la subasta de bonos a tres años que el día 21 realizará el BCE para dotar de liquidez al sistema financiero, de ahí la fuerte demanda registrada en la subasta del Tesoro español del jueves.

Lo que queda claro para los analistas es que la volatilidad va a continuar. Desde Renta 4 afirman en su estrategia global para 2012 que "hasta que se dé una solución al problema de la deuda europea, persistirá la volatilidad, alternando fuertes subidas con fuertes bajadas".

De vuelta al mercado de renta variable, la semana se ha saldado con pérdidas para las entidades financieras, después de que S&P rebajara la calificación de diez bancos y cajas. Santander resta un 6,21%, BBVA un 5,67% y Caixabank un 5,74%. Sabadell es la excepción del sector. Sus títulos se anota una subida del 4,92% en la semana después de que fuera la adjudicataria de CAM. Por su parte, Telefónica ha cedido un 7,66% en la semana en la que ha anunciado que recortara su dividendo para 2012 en un 14%.

Mala semana para el euro, que ha caído a mínimos de enero en su cotización frente al dólar tras el veto de Reino Unido a un acuerdo en la UE. La divisa única cierra la semana en 1,3030 dólares.