No quiere quedarse al margen de la lucha de poder en Repsol

Gas Natural pide personarse en el caso de que la CNE estudie el pacto entre Sacyr y Pemex

Gas Natural Fenosa no quiere quedarse al margen de la lucha de poder en Repsol, uno de sus accionistas de referencia con el 31,2% del capital. La energética que preside Salvador Gabarró ha enviado una comunicación a la Comisión Nacional de Energía (CNE) en la que pide personarse como parte interesada en el hipotético caso de que el regulador entre a analizar el pacto entre Sacyr y Pemex en Repsol, tal y como ha solicitado la petrolera que dirige Antonio Brufau.

La gasista elude valorar públicamente la alianza de accionistas que ha elevado el peso de Sacyr hasta el 29,8%, tras sumar los derechos de voto de la petrolera mexicana Pemex. Sin embargo, Gas Natural quiere tener la consideración de parte interesada por si el expediente afecta a activos de su propiedad, según adelantó ayer Efe.

La petición de Gas Natural Fenosa viene respaldada por la función 14 de la CNE, la cual permite a los afectados por una operación corporativa ser parte interesada en los expedientes de análisis.

REPSOL 8,45 -1,38%
NATURGY 19,28 -1,00%
SACYR 1,88 -0,74%

La conocida como función 14 otorga poderes a la CNE para emitir dictámenes vinculantes sobre movimientos empresariales que afecten a actividades reguladas (transporte y distribución de gas y electricidad), en las que la gasista tiene presencia.

La nueva solicitud recibida por la CNE se suma a la que hizo Repsol el lunes y a la que ayer trasladaron los accionistas minoritarios de la asociación Aemec ante la CNMV.

Repsol está intentando que la CNE reclame a la mexicana Pemex una petición de autorización respecto al pacto que ha firmado con Sacyr, al considerar que toca a activos incluidos en la función 14.

Reacción en México

Distintos medios mexicanos, como El Economista y Excelsior, han hecho piña con Pemex y defienden el pacto con Sacyr. El Economista habla de una operación financiera que trata de ser desprestigiada por los intereses del presidente de Repsol, Antonio Brufau. Y Excelsior destaca la necesidad de un consejero delegado que cambie la estrategia de la petrolera española.