El Ibex sufre la mayor caída en 13 meses, del 3,24%

EE UU dispara las alarmas y lleva el riesgo de España a máximos

Mal comienzo de agosto. El acuerdo para evitar la suspensión de pagos en EE UU quedó en segundo plano ante los malos datos de actividad. El miedo a una desaceleración hizo que los números rojos se extendieran rápidamente. Los grandes damnificados en Europa fueron Madrid (-3,24%), que vivió su mayor caída desde junio de 2010, y Milán (-3,87%). La huida hacia activos refugio hizo que la prima de riesgo española marcase récord al cerrar en 375 puntos.

EE UU dispara las alarmas y lleva el riesgo de España a máximos
EE UU dispara las alarmas y lleva el riesgo de España a máximos

Zapatero ya tiene fecha de salida, el segundo plan de rescate para Grecia está en marcha, los test de estrés del sector financiero han sido superados, en Washington finalmente se ha llegado a un acuerdo para evitar la suspensión de pagos... Pero los mercados siguen en sus trece: las pérdidas se impusieron ayer, con especial atención a España e Italia, los dos enfermos particulares de Europa. La prima de riesgo de España, medida como el diferencial de rentabilidad con los bonos alemanes, hizo un nuevo máximo de cierre al alcanzar los 375 puntos básicos (3,75 puntos porcentuales) en la deuda a 10 años.

La marca se queda a una lágrima del récord de la era euro, los 375,6 puntos que llegó a tocar durante la sesión del pasado 12 de julio. En cuanto a Italia, la prima de riesgo subió 22 puntos básicos, dos más que España, para llegar hasta 354,9 puntos. Esto significa que ambos países están pagando alrededor de un 150% más que Alemania por colocar su deuda.

La rentabilidad del bono español se situó ayer en el 6,2% y la del italiano, en el 5,99%. De acuerdo con el consenso de mercado, un país puede financiarse a un coste del 6% sin problemas durante un periodo de tiempo limitado. Los problemas surgen cuando esta exigencia se mantiene en el tiempo. La enésima crisis de la deuda llega justo antes de que el Tesoro español acometa el jueves una nueva subasta de bonos a tres años, con el objetivo de colocar entre 2.500 y 3.500 millones de euros.

Sin expectativas de alivio

La especulación, según el diario The Wall Street Journal, de que Italia y España sean exonerados de participar en el primer desembolso del nuevo rescate de Grecia, también contribuyó a la penalización bursátil. "Hay una desconfianza de fondo hacia los países periféricos y, en España, los datos económicos siguen siendo flojos. Hemos entrado en una tendencia diferente a la del resto de Europa", confirma Nicolás López, de M&G Valores.

El Ibex dio ayer una buena muestra de ello. El índice ya cotizaba a la baja cuando toda Europa estaba en positivo. El selectivo se desplomó en cuanto llegaron malas noticias desde EE UU. La publicación del índice ISM (que mide las compras de las fábricas) dio una lectura desastrosa: 50,9 puntos, al borde de indicar contracción, cuando el mercado espera que el dato fuera de 54 puntos.

El Ibex sufrió la mayor caída en 13 meses, un 3,24%, y concluyó en 9.318,2 puntos, mínimos desde noviembre. Milán perdió un 3,87% y regresó a rangos de abril de 2009. El Euro Stoxx se dejó un 2,88%; el Cac, un 2,31% y el Dax, un 2,86%. En el origen de la tormenta, el Dow moderó al cierre las pérdidas y cedió un 0,09%; el S&P, un 0,41% y el Nasdaq, un 0,43%. El riesgo de que EE UU suspenda pagos se retrasa hasta después de las elecciones de 2012, pero no el de que la primera economía del mundo pierda la triple A. La agencia S&P exige un recorte de gasto de cuatro billones para mantener la nota y el pacto entre demócratas y republicanos llega a 2,5 billones.

Efecto Santander

El Banco Santander hizo ayer efectivo el pago de un dividendo bruto de 0,135 euros. El impacto en la cotización hizo que la acción cayera un 3,79%. Sin el dividendo, el descenso es del 3,45%.

Claves

Fondos de inversión

La primera sesión del mes no ha sido propicia para los fondos y tampoco lo fue el mes de julio. Su patrimonio cayó en 1.320 millones de euros, de los que 650 millones fueron reembolsos y el resto, depreciación de activos.

Bankia y Cívica

Pese a las fuertes caídas de los valores bancarios, Bankia logró cerrar ayer en su precio de salida y se anotó un alza del 0,54%. Banca Cívica ganó el 2% pero quedó en los 2,5 euros, un 7,4% por debajo del precio de OPS.

BME

La Bolsa española negoció acciones por importe de 104.599 millones de euros en julio, el 6,4% más interanual. Aun así, el acumulado en el año desciende el 5,8% respecto a los primeros siete meses de 2010.

Euro

La divisa sufrió ayer la mayor caída en tres semanas, del 1,2%, y quedó en los 1,42 dólares. La presión sobre la deuda europea fue más fuerte que el alivio por el acuerdo político en EE UU.