Contrataciones con familiares

Alberto Oliart ha protagonizado varios episodios polémicos al frente de RTVE por la contratación de familiares. No solo ha llegado a un acuerdo con la empresa de su hijo, también fichó como directivos a una sobrina suya y a un sobrino de Leopoldo Calvo-Sotelo, de quien fue ministro de Defensa.

"Sorpresa y malestar". Este es el sentimiento generalizado que había ayer en el consejo de administración de RTVE tras conocer que la dirección de compras del grupo había contratado a la empresa Telefónica Broadcast Services (TBS) para prestar servicios técnicos en el programa La Mañana de La 1. Sobre todo, porque el administrador único de la sociedad es Pablo Oliart, hijo del presidente de la corporación.

Desde el consejo argumentaron que, al menos "por razones de estética", el contrato tendría que haber sido visto por el máximo órgano de administración de RTVE. Desde la corporación, sin embargo, quisieron dejar claro que el proceso que se había seguido para cerrar el acuerdo con TBS era el adecuado y que se eligió a la empresa porque su oferta fue la más barata.

Tras la decisión del consejo de rescindir, hace un mes, el contrato a Overon (filial de Mediapro) por los servicios que prestaba en el programa matinal de La 1, RTVE abrió un proceso urgente de licitación para encontrar una alernativa. Según la empresa, se solicitaron seis ofertas aunque, al final, sólo quedaron sobre la mesa las de TBS y Overon. Al final, primó el aspecto económico para decantarse por la compañía que gestiona Oliart hijo, explicaron.

El "malestar" del consejo con algunas de las decisiones de Oliart no es nuevo. En enero de 2010, el todavía presidente de RTVE decidió fichar a su sobrina Silvia Delgado como directora de coordinación de contenidos del grupo.

Poco después, también tomó otra decisión que levantó suspicacias: incorporar a la dirección de la corporación a Santiago Ramos, sobrino del ex presidente del Gobierno Leopoldo Calvo-Sotelo. Precisamente, Oliart fue ministro de Defensa con el exdirigente de UCD. Ramos entró en RTVE con el encargo de racionalizar la estructura directiva de la corporación.