Traslado forzoso a Granada y Almería para otros dos profesionales del mismo centro

AENA despide al primer controlador por el plante de diciembre en Santiago

AENA ha tomado la primera medida disciplinaria por el plante de los controladores de diciembre del pasado año que colapsó el espacio aéreo en el Puente de la Constitución. Un profesional del centro de control de Santiago de Compostela ha sido despedido y otros dos han sido trasladados de forma forzosa a Valencia y Almería. El sindicato de controladores USCA ha remitido un mensaje al colectivo pidiendo calma e indicando que se recurrirán las medidas por vía judicial.

AENA toma medidas disciplinarias contra los controladores que con su plante colapsaron el espacio aéreo durante el Puente de la Constitución de 2010. Un trabajador del centro de Santiago de Compostela ha sido despedido y otros dos han sufrido un traslado forzoso. El sindicato USCA pide calma al colectivo y afirma que recurrirá por vía judicial.

Un controlador despedido y dos trasladados de manera forzosa a Almería y a Granada son las primeras medidas disciplinarias que adopta AENA en relación directa con la grave situación de colapso aéreo que vivió el espacio aéreo español durante el Puente de la Constitución del pasado mes de diciembre de 2010.

Los tres controladores castigados pertenecen al centro de aproximación que AENA tiene en Santiago de Compostela. Este centro fue el primero que, en los últimos días del mes de noviembre , vivió una situación en la que los profesionales alegaron que habían gastado su jornada de trabajo anual y, con esta justificación dejaron de acudir al puesto de trabajo.

Días después, el viernes 3 de diciembre, la protesta del colectivo se generalizó y se llegó a un plante que terminó con el cierre del espacio aéreo durante casi 24 horas con casi medio millón de viajeros afectados y unas pérdidas que las aerolíneas han estimado en más de 50 millones de euros.

El despido y los traslados forzosos han sido recibidos con "grave preocupación" en los centros de control de AENA en toda España. La dirección del sindicato de controladores USCA ha querido rebajar la tensión y ha remitido un correo electrónico a los miembros del colectivo en el que se pide "tranquilidad" y se asegura que las sanciones serán recurridas por vía judicial.

AENA había abierto 29 expedientes entre los trabajadores de Santiago por los hechos relatados, y ahora resuelve una vez que un tribunal dio la razón a la empresa en la interpretación de la norma origen del conflicto.

Estos castigos son independientes de los expedientes que en su día se abrieron a 451 controladores del resto de los centros por el plante de los días 3 y 4 de diciembre. AENA se han mantenido a la expectativa en su tramitación a la espera de que la fiscalía resuelva en relación con las causas penales abiertas por el mismo asunto.