Amenaza de huelga en AENA

"Si no se soluciona en 72 horas, perdemos la recuperación"

Fuentes del sector turístico estiman que las reservas a destinos españoles caerán un 15% por los paros.

"Si no se soluciona en 72 horas, perdemos la recuperación"
"Si no se soluciona en 72 horas, perdemos la recuperación"

Si el conflicto entre los sindicatos y el gestor aeroportuario AENA "no se soluciona en 72 horas, corremos el riesgo de que se eche a perder la recuperación que el turismo español está viviendo ya este año". El presidente de la Federación Española de Asociaciones de Agencias de Viajes (Feaav), Rafael Gallego, alertó de este modo ayer del poco tiempo que puede aguantar el turismo español una amenaza de huelga de 22 días como la comunicada por los trabajadores de AENA el pasado martes.

Fuentes del mercado turístico estimaron que la huelga recortaría las reservas a destinos españoles en un 15% aproximadamente. En este sentido, Gallego tomó Canarias como "termómetro de la situación actual". En las islas, "el mercado turístico ha crecido un 22% en lo que va de año, cuando las previsiones marcaban un crecimiento del 5%", afirma. "Es un síntoma de recuperación importante, pero parte de ese porcentaje proviene de derivaciones desde los destinos del norte de África, donde está habiendo revueltas políticas, como Túnez o Egipto", dijo.

"Si no se soluciona este problema cuanto antes, corremos el riesgo de caer en un círculo de cancelaciones por parte de los touroperadores, que elegirán otros destinos como Túnez, que está volviendo a la normalidad, Grecia o Croacia para el verano". Gallego pide al Ministerio de Fomento "que se siente a negociar y no se levante hasta que esté todo solucionado".

Reservas paralizadas

En esta misma línea se pronunció la Asociación Empresarial de Agencias de Viajes Españolas (Aedave). La entidad aseguró, en declaraciones recogidas por Efe, que las reservas que deberían realizarse estos días están paralizadas, y que muchos turistas extranjeros han comenzado a buscar destinos alternativos, como Turquía. El presidente de Aedave, José Manuel Maciñeiras, explicó que las posibilidades de que estos viajeros no vengan a España y elijan otros destinos son "enormes".

Por su parte, el director general del proveedor tecnológico para viajes Amadeus España, Paul de Villiers, afirmó que este problema "llega en un mal momento, porque muchas empresas del sector comenzaban a percibir una ligera reactivación de la demanda que, de repente, se encuentra con una nueva incertidumbre. Un sector tan estacional como el turismo tiene en la temporada de Semana Santa un importante balón de oxígeno que, lamentablemente, este tipo de acontecimientos desinfla. Esperamos que se imponga la responsabilidad".

Desde Orizonia, afirmaron que "nos parece una lástima que, en un momento en que la economía española está más bien para pocas huelgas, se produzca una con afectación directa en un sector como el turístico, uno de los motores económicos del país".

En un comunicado conjunto, la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat) y la Federación Española de Hostelería (FEHR) advirtieron de que el sector turístico "no puede permitirse otra amenaza" tras la crisis volcánica y el plante de los controladores del año pasado, que "tan duramente" impactaron en el turismo.