Criteria volverá a cotizar a las 12.00 horas

La Caixa ganó 1.307 millones en 2010, un 13,4% menos

La Caixa registró un beneficio atribuido de 1.307 millones de euros en 2010, lo que supone un descenso del 13,4% respecto al ejercicio anterior, informó este viernes la entidad a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

El beneficio neto recurrente se situó en 1.507 millones de euros, un 11,9% inferior al logrado en 2009, en un entorno de "duros ajustes" de precios. En línea con la estrategia de "gran prudencia" de La Caixa, se han registrado dotaciones totales por 2.651 millones, en su mayor parte para insolvencias crediticias para reforzar la fortaleza del balance, ha expuesto en un comunicado.

Así, las plusvalías extraordinarias de 634 millones netos se han destinado íntegramente a provisiones, y la caja ha realizado una dotación adicional de 200 millones para la gestión futura del negocio, ha explicado en rueda de prensa el director general de La Caixa, Juan Maria Nin, que ha tildado el ejercicio de "severo y potente" en provisiones.

La Caixa ha destacado que mantiene su elevada solvencia, con un 'core capital' del 8,6% (una décima menos que en 2009), y liquidez (19.638 millones de euros, el 6,9% del activo), con una morosidad contenida (3,71%, un 0,29% más, tras absorber Caixa Girona) y un aumento de la cobertura hasta el 70% (ocho puntos más que en 2009), sin disponer del fondo genérico para insolvencias, que se mantiene en los 1.835 millones del cierre del año 2009, gracias a la capacidad de generación de ingresos.

El volumen de negocio ha crecido un 5,2%, hasta los 437.443 millones, con un avance de los recursos de clientes del 4,2%, hasta los 247.897 millones, mientras que la inversión crediticia ha aumentado un 6,5%, hasta los 189.546 millones.

Las comisiones netas crecieron un 8%, hasta los 1.407 millones, por el aumento de la actividad, sobre todo en el negocio de empresas y banca de inversión, así como de fondos de inversión y seguros. El margen de intereses cayó un 19,8%, hasta los 3.152 millones; el margen bruto fue de 6.745 millones, un 6,1% menos, y el margen de explotación cerró el año con 3.323 millones, un 8,3% menos.

Fainé alerta de la 'guerra del pasivo'

El presidente de La Caixa y Criteria Isidre Fainé, ha calificado los resultados de 2010 de "muy satisfactorios", aunque ha alertado de la guerra de depósitos "irracional e insostenible" que vive el sector, con una estabilización de los volúmenes de negocio en un contexto de márgenes "prácticamente nulos". Ha considerado que si no se frena la guerra del pasivo, se deberá trasladar al mundo de las empresas y los ciudadanos en general. aunque ha confiado en que remita esta situación.

Fainé también se ha referido al contexto económico general, destacando que los países del sur de Europa "todavía están inmersos en la crisis de la deuda soberana", aunque ha considerado que España "en estos momentos está haciendo los deberes", y registra mejoras de expectativas, consumo, ventas y beneficios, aunque todavía no de inversión.

Emisiones y vencimientos

La Caixa ha emitido 5.652 millones que ha colocado en el mercado institucional en 2010, frente a unos vencimientos de 2.810 millones, lo que ha permitido anticipar parte de los vencimientos de 2011, que suman 7.288 millones.

En concreto, ha colocado cédulas hipotecarias por 3.267 millones, cédulas territoriales por 1.000 millones y bonos por 1.385 millones.

Otros planes para 2011 son que La Caixa prevé abrir oficinas en El Cairo (Egipto) y Singapur, y que mantendrá por cuarto año consecutivo la cifra destinada a Obra Social, de 500 millones de euros.

La exposición al ladrillo supone el 14% de sus créditos, con una mora del 15,5%.

La exposición de La Caixa al sector promotor supone el 14% de su cartera de créditos, con una morosidad del 15,5%, según los datos de 2010, que cifran en 26.284 millones el saldo total del negocio promotor, y unos dudosos de 4.080 millones.

La cobertura es del 66%, y del 144% si se incluyen las garantías hipotecarias, ha explicado el director general de La Caixa, Juan Maria Nin, que ha añadido que al negocio promotor se le suman créditos de La Caixa a grandes empresas cotizadas no promotoras pero vinculadas al sector inmobiliario.

En este caso, La Caixa tiene un saldo de 6.947 millones de euros, el 3,7% de la cartera, con unos dudosos de 326 millones y una morosidad del 4,7%, con una cobertura del 92% (144% con garantía hipotecaria).

La cartera de inmuebles del grupo La Caixa derivada de la gestión de los créditos asciende a 3.652 millones de euros a cierre de 2010, con una cobertura del 25%, frente los 3.097 millones de 2009, con una cobertura entonces del 20%.

Del total de 3.652 millones de 2010, 1.723 corresponden a inmuebles, 154 a promociones en curso y 1.774 a suelo.

El presidente de La Caixa, Isidre Fainé, ha señalado que los solares están actualmente a un valor del 40% del valor de tasación, y los pisos del 52%, por lo que están "prácticamente a valor de mercado", aunque La Caixa todavía contempla dotaciones.

Ha añadido que la entidad conservará la división inmobiliaria "como un negocio más" que va a desarrollar en el futuro, cuando mejore el contexto del sector.

En este sentido, Nin ha explicado que en 2010, La Caixa -a través de su sociedad inmobiliaria Servihabitat- ha vendido o cerrado compromisos por 993,2 millones, y tiene en alquiler 2.615 inmuebles, lo que equivale a 707 millones de euros, con una rentabilidad del 3% y un ratio de ocupación del 83%.