La empresa familiar prefiere reducir gasto público

Rubalcaba exige cerrar la reforma de los convenios en cinco meses

El vicepresidente primero del Ejecutivo, Alfredo Pérez Rubalcaba, instó ayer a empresarios y sindicatos a acelerar el diálogo social para cerrar la reforma de la negociación colectiva en cinco meses. "Es la llave para solucionar la rigidez del mercado laboral", dijo.

Rubalcaba exige cerrar la reforma de los convenios en cinco meses
Rubalcaba exige cerrar la reforma de los convenios en cinco meses

En su primera intervención pública ante los empresarios como vicepresidente primero y portavoz del Ejecutivo, Alfredo Pérez Rubalcaba detalló las líneas rojas que el Ejecutivo no está dispuesto a sobrepasar en materia de diálogo social. Y una de ellas es la de la reforma de la negociación colectiva, que tal y como prevé la reforma laboral, debe estar cerrada en seis meses (ya ha transcurrido uno), sin prórrogas. Por ahora, las posturas de sindicatos y empresarios están alejadas, a tenor de las primeras propuestas dadas a conocer por CEOE, como que se puedan establecer cláusulas de descuelgue para todo el convenio, no sólo para los salarios pactados, algo que rechazan las organizaciones sindicales.

Ante la falta de acuerdo y lo limitado de los plazos, Rubalcaba instó ayer a los empresarios a acelerar el diálogo. "Negocien que el Gobierno les está vigilando. Las reformas del mercado de trabajo y de la negociación colectiva tienen que estar desarrolladas e implementadas para cuando la economía se recupere", apuntó durante su intervención en la inauguración del XIII Congreso del Instituto de la Empresa Familiar. "Hay un plazo para consensuar el nuevo marco de la negociación colectiva, que es la llave para solucionar la rigidez del mercado laboral. El terreno está marcado por una ley y nuestro objetivo es hacerla cumplir", dijo en clara alusión a la posibilidad de aprobar de forma unilateral la reforma de los convenios si no se llega a un consenso entre sindicatos y empresarios. El nuevo ministro de Trabajo, Valeriano Gómez, citó ayer a los agentes sociales para la próxima semana con el fin de retomar el diálogo social.

Rubalcaba también instó los empresarios a usar los mecanismos de flexibilidad de la reforma laboral. "Van a poder establecer reducciones de horarios o hacer uso de las cláusulas de descuelgue para que no todo el ajuste se haga a través del empleo como en los dos últimos años", remarcó ante un auditorio de 500 empresarios. El vicepresidente primero también tendió la mano al PP, al que le reclamó altura de miras para sacar adelante la reforma de las pensiones o la energética a través de pactos de Estado.

Por su parte, el presidente saliente del Instituto de Empresa Familiar, Simón Pedro Barceló, se mostró especialmente crítico con la reforma laboral aprobada por el Ejecutivo, ya que, a su juicio, no soluciona las rigideces que dominan el mercado de trabajo. "La nueva legislación apenas reduce los elevados costes que en estos momentos supone crear empleo en España y se van a seguir gastando 3.000 millones de euros en una formación para desempleados, que apenas ayuda a mejorar nuestra competitividad", señaló.

En este punto, Barceló reclamó que no haya más subidas de impuestos hasta que no se produzca una revisión en profundidad de las administraciones públicas y del gasto corriente en el que incurren. "Mientras que haya margen para reducir el gasto no productivo no debe haber un aumento de la presión fiscal. Una vez finalizado ese margen, sería el momento de aprobar una reducción del Impuesto de Sociedades y una exención fiscal a la reinversión de beneficios", apuntó. El presidente del IEF también reclamó acelerar la reforma de las pensiones, "puesto que los inversores están penalizando el acceso al crédito por la incertidumbre de un sistema insostenible".

Andic: despidos a nuevos funcionarios

El cierre del congreso hoy servirá para hacer oficial el nombramiento de Isak Andic, fundador de Mango, como nuevo presidente del Instituto de Empresa Familiar. Andic sustituye en el cargo a Simón Pedro Barceló, que se va con el regusto amargo de no haber conseguido el objetivo que le han marcado durante dos años las más de cien empresas del Instituto: bajar las cotizaciones sociales a las empresas.

Andic, fundador de Mango, también peleará por ese objetivo, aunque asimismo deberá pugnar por forjarse una imagen pública que ha guardado celosamente durante los últimos 26 años. "No me gusta ser el que figura", comentó ayer en un encuentro con los medios, dónde aseguró que ahora ha llegado el momento de devolver al IEF

todo lo que ha hecho por él.

Sueldo variable

Y entre sus peticiones destacó la de que el Ejecutivo aplique a los nuevos funcionarios una retribución variable vinculada a productividad y "una estabilidad en los puestos de trabajo similar a la de la empresa" privada. "Una propuesta que sólo sería para las nuevas incorporaciones, ya que los que ahora son funcionarios tienen derechos adquiridos", remarcó. Andic también propuso que la enseñanza del inglés sea obligatoria desde la educación primaria, y una mayor inversión en formación profesional y en educación.

Mensajes

-El vicepresidente primero ofreció voluntad de diálogo al PP para pactar la reforma de las pensiones y del sistema energético. "Daría buena imagen si nos pusiéramos de acuerdo en algo", dijo Rubalcaba, quién precisó que "dos no pactan si uno no quiere".

- Rubalcaba aseguró que, según los últimos datos de ejecución presupuestaria, el déficit público en 2010 será del 9,3%, tal y como preveía el Ejecutivo. "Si hay desequilibrios, habrá que actuar", matizó.