Pero la ve "inevitable"

Díaz Ferrán ve "muy difícil" que hoy se llegue a un acuerdo de reforma laboral

El presidente de la CEOE, Gerardo Díaz Ferrán, adelantó que ve "muy difícil" que en la reunión que mantendrán hoy patronal, sindicatos y Gobierno se llegue a un acuerdo para llevar a cabo la reforma laboral, ya que "existen grandes diferencias" entre los agentes sociales.

"Va ser muy difícil que se pueda firmar nada", afirmó Díaz Ferrán, en declaraciones a la prensa, tras la celebración de la asamblea de la Asociación Nacional de Constructores Independientes (ANCI). El presidente de la patronal añadió que existen "grandes diferencias" entre las posturas de empresarios y sindicatos, pero que desde la CEOE se considera que hay que hacer una reforma laboral "muy profunda y global".

"De cualquier manera, la reforma se tiene que hacer, y si los agentes sociales no llegan a un acuerdo, el Gobierno se ha comprometido públicamente a hacerla", recordó Díaz Ferrán, quien añadió que "entiende y espera" que se haga la reforma "profunda y global" que hasta ahora "no se ha hecho".

Entre los cambios del mercado de trabajo, el presidente de la patronal destacó la necesidad de fomentar la creación de empleo mediante contratos estables que acaben con la dualidad contractual, medidas a favor del tiempo parcial y contra el absentismo, apostar por el contrato fijo discontinuo y fijar los expedientes de suspensión de empleo.

Asimismo, Díaz Ferrán destacó la necesidad de fomentar la colaboración entre las empresas de de trabajo temporal con el INE, tal y como tienen establecido la mayoría de los países europeos, y recordó que España tiene unos niveles de desempleo "siempre superiores a la media europea". "Esto está directamente relacionado con que España tiene un mercado de trabajo antiguo y obsoleto que hay que mejorar, y ahora es el momento oportuno de que se haga una reforma de verdad y en profundidad", concluyó.

Paro de mayo

La patronal CEOE reiteró hoy que es "inevitable" aplicar una reforma "profunda" tendente a modernizar el mercado de trabajo, al asegurar que el dato del paro de mayo, que cayó en más de 76.000 personas, demuestra "claramente" que la regulación laboral necesita "ponerse en línea" con los del resto de miembros de la UE.

Así, la patronal recordó que desde diversos organismos nacionales e internacionales, como el Banco de España, el FMI, la OCDE y la OIT, exigen una reforma laboral que permita solventar los problemas de la economía, y así elevar el crecimiento y ayudar a la generación del empleo.

Por último, la organización empresarial quiso dejar claro que los empresarios "también sufren la crisis", tal y como constata el cierre de 720.757 empresas entre 2008 y 2009, que a finales de 2010 se multiplicarán por encima del millón de negocios que se han visto abocados a echar el cierre.