Tras las llamadas a revisión

Toyota suspenderá la producción en dos plantas de EEUU para controlar el inventario

Toyota suspenderá temporalmente la producción en dos de sus plantas de montaje estadounidenses ante la bajada de la demanda de vehículos después de sucesivas llamadas a revisión que han afectado a millones de automóviles en EE UU.

La suspensión de actividades en de las factorías que el fabricante japonés tiene en los estados de Kentucky y Texas durará 14 días.

La planta de Georgetown (Kentucky) suspenderá la producción a partir del próximo 26 de febrero mientras que la de San Antonio (Texas) lo hará desde el 15 de marzo, informó el periódico The Detroit News. En total unos 8.000 empleados están afectados por la medida aunque Toyota dijo que durante las dos semanas sin trabajar seguirán percibiendo sus salarios. Es la segunda vez este año que Toyota se ve forzada a suspender la producción de vehículos en Estados Unidos.

El pasado 26 de enero, Toyota anunció la suspensión temporal de la venta y producción en EE.UU. de ocho modelos de automóviles por defectos en el pedal de aceleración que han obligado a llamar a revisión a 2,3 millones de vehículos.

La suspensión de la producción duró una semana mientras los ingenieros de Toyota preparaban una solución al pedal defectuoso. La drástica decisión afectó a vehículos que suponen el 60% de sus ventas en el país norteamericano.

Caída de las ventas

A principios de febrero, Toyota dijo que sus ventas en Estados Unidos bajaron más del 14% en enero, (con las cifras ajustadas al día de ventas del mes) y su demanda cayó por debajo de los 100.000 vehículos, por primera vez desde 1999. Los analistas relacionaron la caída de la demanda con los problemas de calidad de Toyota.

El sitio de internet Edmunds.com ha señalado que ha reducido casi un uno por ciento las expectativas de ventas de Toyota para el 2010 tras las sucesivas llamadas a revisión de la empresa japonesa lo que permitirá que Ford vuelva a situarse como el segundo fabricante en Estados Unidos.

Toyota señaló que la suspensión temporal de la producción de las plantas de Kentucky y Texas se debía a la acumulación de inventario en los concesionarios. La planta de Kentucky produce los modelos Avalon y Camry, este último la berlina de más ventas del país mientras que la de Texas fabrica los "pickup" Tundra.

El anuncio coincide con la confirmación de que las autoridades federales estadounidenses han abierto una investigación sobre la forma que Toyota ha manejado las tres llamadas a revisión relacionadas con el pedal del acelerador de 5,3 millones de vehículos.