Indicador

La confianza del consumidor de EE UU subió en enero más de lo previsto

La confianza del consumidor de EE UU subió en enero a 55,9, más de lo previsto por los analistas, que la situaban en 53,5. Este dato es superior al del mes pasado, que se situó en 53,6.

El índice de confianza que elabora esa entidad privada de análisis se situó este mes en 55,9 puntos, comparado con los 53,6 puntos del pasado diciembre.

La directora del Centro de Investigación del Consumidor de esa entidad, Lynn Franco, manifestó en un comunicado de prensa que esta subida moderada de la confianza de los consumidores se debe en gran parte a "una mejora de las condiciones económicas actuales".

El sondeo que realiza esta entidad cada mes entre 5.000 hogares estadounidenses reflejó que la percepción de las condiciones económicas que tienen los consumidores es, de manera general, más positiva que en el mes anterior.

Así en la evaluación que hacen de las condiciones actuales de negocio, un 9% de los encuestados consideró que son "buenas", comparado con el 7,5% que tenían esa misma percepción en diciembre.

Por lo que respecta al mercado laboral, un 47,4 por ciento de encuestados consideró que es difícil encontrar empleo, comparado con un 48,1 por ciento que tenía esa impresión en diciembre.

Aunque las expectativas de los consumidores a corto plazo son, de forma general, más positivas, se sigue observando algunas tendencias negativas.

En este sentido, Franco señaló que, a pesar de que "los consumidores están menos preocupados por sus futuros ingresos que en diciembre, el número de pesimistas continua superando el número de optimistas".

Los resultados de enero señalan que se produjo un descenso, del 18,4 por ciento al 16,2 por ciento, en el porcentaje de encuestados que contemplan la posibilidad de una reducción en sus ingresos, pero también se redujo el porcentaje de los que confían en una recuperación del mercado de negocio.

Así el sondeo muestra como, en lo que se refiere a la perspectiva de una mejora de las condiciones de los negocios para los próximos seis meses, el número de consumidores que se muestran convencidos de una recuperación disminuyó al 20,9 por ciento, frente al 21,2 por ciento en la encuesta de diciembre.

Por contra, los que ven con preocupación la evolución de las condiciones de negocios aumentó al 12,7 por ciento, comparado con el 11,8 por ciento del mes anterior.

En cuanto a las perspectivas del mercado laboral, aquellos consumidores que esperan que haya más oferta de empleo en los próximos meses bajó hasta al 15,5 por ciento, mientras que en diciembre se situaba en el 16,4 por ciento.